ACEPTE LA DISTRACCIÓN

LR

Estudios recientes han revelado el costo en la productividad de las interrupciones.

Pero conforme el mundo cada vez distrae más, ¿realmente podemos mantener el ideal de la atención indivisa? No todas las interrupciones son negativas. Mirar por la ventana permite que al cerebro se le ocurran nuevas ideas o que procese información. Entrar a Facebook algunos minutos puede darle un muy necesitado descanso para volver a trabajar de mejor humor, más productivo. En lugar de prohibir las cosas que alejan su atención del trabajo, intente crear y aceptar interrupciones positivas.