Las empresas con un ambiente sano facturan tres veces más

En Colombia falta bienestar en el trabajo

Johnny Giraldo López - jgiraldo@larepublica.com.co

Según el economista inglés Thomas Malthus, la felicidad laboral es uno de los temas más relevantes para la productividad del futuro, porque gracias a los avances de la ciencia y la diplomacia, gran parte de las pestes y las guerras parecen ser un tema del pasado.

Tradicionalmente se ha creído que la satisfacción y el bienestar son aspectos que solo están relacionados con el ámbito social y familiar y que la rutina laboral es estresante y agotadora por naturaleza.

Pilar Ibañez, consultora en bienestar y felicidad organizacional, explica que “venimos de un paradigma en que le han dicho a todo el mundo que solo hay que trabajar y estudiar para poder ser alguien en la vida. Ese paradigma lo que nos dejó fue que más de 80% de los trabajadores en las empresas odien su trabajo y tengan niveles de estrés demasiado altos”.

Este estilo de vida trae problemas como la improductividad y la falta de compromiso hacia los empleadores. Según un estudio de Global Workforce, las empresas con un ambiente sano de trabajo y que generan un alto compromiso y satisfacción en los clientes, facturan tres veces más que una compañía con problemas de estrés.

“Los beneficios de tener programas de felicidad en las compañías es que se tengan empleados saludables, ahorrar dinero en seguros ARL por el riesgo psicosocial y hay menos gastos en el servicio al cliente”, agregó la consultora.

José Caro Lasso, director de la firma Plurum, expone que “medir la felicidad es como tomarse una selfie. Es la forma de verse a uno mismo en la empresa y parte de la incapacidad de relacionarse está en la confianza con sus jefes. Entre siete y ocho personas de cada 10 en el país confían en sus jefes, pero solo entre tres y cuatro están dispuestos a hablar temas de temas personales con ellos”.

Andrés Ramírez Ordoñez, escritor del libro La Felicidad es un Electrocardiograma y pionero de la cátedra de la felicidad en el país, cree que no solo es culpa de las compañías sino que algunos trabajadores también presentan problemas. “Vemos que hay trabajadores que simplemente están esperando su jubilación en dos años y hacen lo menos posible. Peor que el ausentismo en una empresa, es el ‘presentismo’. Gente que va a no trabajar. Este fenómeno no solo se ve con los pre pensionados sino con todos los que están en su puesto como si fuera algo transitorio”.

Ramírez recomienda que si la empresa y el empleado no asumen sus propias responsabilidades, lo más sano es que terminen su vínculo. “Cuando hay una fractura, la forma de resolverla es que la organización promueva un buen entorno, que las personas asuman sus responsabilidades dentro de la oficina y las cumplan con compromiso. Los líderes con la responsabilidad de la operación den ejemplo, si no, es mejor irse”, añadió Caro.

Los expertos coinciden en que Colombia está lejos de abordar este tema con la seriedad que se necesita por los problemas de inequidad, desigualdad y pobreza que tiene a diferencia de naciones como los Emiratos Árabes y Baréin.

TEMAS


Felicidad - Bienestar Laboral