Las ´tablets´ y su uso en las empresas

Andrés Julin Gómez Montes

Comenzando el año escribí un artículo sobre las tecnologías móviles como los celulares y su uso en el ambiente empresarial. Hoy quiero retomar este tema, pero está vez haciendo énfasis en las tablets.

En muy pocos años de existencia real (menos de 3) han tenido una rápida evolución y hoy en día pueden llegar a ser grandes aliados de las organizaciones.

Hace unos 3 o 4 años, cuando empezaron a aparecer rumores sobre el lanzamiento del iPad por parte de Apple, la verdad no le di mucha importancia ni entendí las repercusiones que tenía.

En ese momento lo vi principalmente como una competencia a lectores electrónicos como el Kindle, con la diferencia de que el nuevo producto era a color.

Claramente el señor Steve Jobs y su equipo en Apple tenían muy claro lo que querían hacer y copiando una fórmula que ya había sido muy exitosa en el pasado, cambiaron la industria para siempre.

En su primera versión, el iPad era una tecnología muy nueva y muchas de las personas que se aventuraron a comprarlo, quizás lo hicieron más por ser parte de una tendencia o de una moda.

Hoy, 2 años después considero que esto ya no es una moda, es una realidad y que el iPad y otras tablets como las Galaxy de Samsung, son una excelente herramienta de trabajo, como complemento al computador de escritorio o portátil.

Las cifras predicen que en algunos años se venderán más tablets que computadores, pero por el momento, siento que estás son dos tecnologías complementarias.

Hace poco me subí al mundo del tablet, después de estarlo viendo por 2 años con mucha atención desde la barrera. Di este salto, pues sentí que la tecnología ya estaba lo suficientemente madura y que sería una gran adición a mis herramientas de trabajo. No me he equivocado y hoy día y en poco tiempo, se ha convertido en una herramienta básica.

En mi caso, como consultor en estrategias de tecnología e internet, constantemente visito las oficinas de mis clientes o nos tomamos un café en un restaurante. Antes del tablet, estaba obligado a llevar mi computador portátil, que aunque no es inmenso, sí requería que llevara al menos un maletín, con el computador y uno que otro cable.

Ahora este computador rara vez sale de paseo y en lugar de este, llevo el tablet. Para que esta ecuación funcione entran dos elementos adicionales: internet y computación en la nube.

Esto es así, pues utilizo un servicio en la nube que permiten que mis archivos del computador siempre estén sincronizados (la última versión esté en la nube) y los pueda acceder desde el tablet con cualquier conexión a internet.

Aunque este es mi caso, he visto usos similares con personas y profesionales de todo tipo. Es un dispositivo muy avanzado pero a la vez pequeño y fácil de trasladar.

Cada vez son más las aplicaciones que se pueden ejecutar desde el tablet, muchas veces a una fracción del costo que su equivalente en el computador.

Son varias las ventajas de los tablets. Entre estas se destaca su facilidad de transporte, su bajo peso, la velocidad y la duración de la batería.

Este último elemento, la batería, para mi es clave pues con una sola carga se tienen hasta 10 horas de uso, mientras que un portátil promedio puede tener 4 o 5 horas de uso antes de volverlo a cargar.

Esto implica que yo ya no necesito llevar cargador conmigo, pues sé que la carga será suficiente.

A pesar de todas estas ventajas, es claro que los tablets no son para todo el mundo, ni para todas las ocasiones.

Por ejemplo, el tablet lo uso con frecuencia para escribir correos electrónicos cortos, pero para cartas largas no es lo más práctico.

Este artículo, por ejemplo, preferí escribirlo directamente en mi computador y no en mi tablet.

Igualmente para ciertas profesiones y aplicaciones, como las de ingeniería, arquitectura y diseño gráfico, siguen siendo un poco mejor las aplicaciones de escritorio.

Claro que esto no implica que esta situación cambie. Para el iPad en diseño gráfico han aparecido en los últimos dos meses aplicaciones muy versátiles para la creación y manipulación de imágenes.

Así que esté atento, pues es un mercado muy dinámico y cambiante, en el cual su empresa debe tener una estrategia para aprovecharlo.

TEMAS


Tecnología