Una red social inteligente ayuda a los empleadores a encontrarlo a usted

George Anders

Desde el lanzamiento en 2003 de la red social profesional LinkedIn, ha quedado claro que el armado de redes sociales puede ayudar a interactuar a los postulantes y a los empleadores. Pero sitios más divertidos como Twitter, Facebook y YouTube – e incluso la nueva página Pinterest – están resultando herramientas valiosas para los que buscan trabajo. En mayo voy a publicar “Becoming a Rare Find“, un libro electrónico que explora las nuevas técnicas actuales más eficaces para buscar trabajo.

Predeciblemente, estos nuevos caminos sociales hacia el empleo se usan más comúnmente en campos donde los que buscan trabajo y los patrones consistentemente pasan tiempo en Internet. La programación computacional, el trabajo en las campañas políticas y los propios medios sociales son ejemplos clásicos. Pero la lista sigue ampliándose. Han surgido casos de restaurantes de lujo que encuentran chefs, de agencias de publicidad que contratan investigadores y de casas editoriales que seleccionan autores usando Facebook y Twitter.

Estos sitios están reconfigurando tres hábitos tradicionales de la búsqueda de trabajo – facilitándolos y haciéndolos más potentes que nunca. Incluyen:

Una mejora lista de contactos
Recabar tarjetas de presentación en conferencias y reuniones sociales es un trabajo arduo e incómodo. Twitter es una mejor alternativa. Muchos reclutadores y conocedores de la industria pasan tiempo en esta página de Internet, intercambiando pistas sobre trabajos y actualizaciones de la industria.

Presumir sus portafolios

Sitios de alto tráfico como YouTube y Pinterest son excelentes medios para exhibir su mejor trabajo, independientemente de su área. Cada vez es más frecuente que los reclutadores merodeen la Red para buscar a los mejores candidatos. Se considera que hacer esto es más eficiente que los anuncios públicos de empleo que generan cientos de respuestas de candidatos mediocres.

Ganar más entrevistas
Los reclutadores no pueden hablar con todos los buenos candidatos. Lo que es más, la logística de programar entrevistas es tan engorrosa que los interesados con pocas probabilidades tienden a ser sistemáticamente ignorados. Pero casi no requiere tiempo navegar salas de chat o páginas de Facebook para buscar candidatos dinámicos.

Los que buscan trabajo deberían configurar las preferencias de sus redes sociales teniendo en mente lo que los reclutadores podrían querer saber de ellos.

Una buena opción para los candidatos que viven fuera
Para las personas que aplican a puestos de trabajo desde lugares lejanos a donde se encuetra la compañía, las redes sociales se convierten en un elemento útil y escencial para hacer nuevos contactos y realizar la aplicación al puesto al que se aspira. Los candidatos que viven lejos pero que hacen esto pueden hacer excelentes `primeras impresiones`. Y esa primera ventaja puede traducirse en abundantes posibilidades para hacer una primera impresión ganadora durante una entrevista telefónica o en persona.

La opinión

George Anders
Autor de cuatro libros de negocios, incluyendo ´The Rare Find: Spotting Exceptional Talent Before Everyone Else´

'Estos sitios están reconfigurando tres hábitos tradicionales de la búsqueda de trabajo – facilitándolos y haciéndolos más potentes'.