Aumento de precios en el exterior no se reflejó en los ingresos de los floricultores

Liz Margarita Matías Peña - mmatias@larepublica.com.co

Aunque el balance del Departamento Administrativo Nacional de Estadística, Dane, da cuenta de que las ventas de flores hacia el mercado internacional en 2011 registraron un alza de US$11.574 si éstas se comparan con las registradas en 2010, lo cierto es que ese aumento representó un 2% menos en ingresos.

Este comportamiento estuvo directamente relacionado con los efectos de la revaluación, que según Augusto Solano, presidente de la Asociación Colombiana de Exportadores de Flores, Asocolflores, amenaza con impedir que el sector registre futuros crecimientos.

Pero estos datos también son el resultado de aspectos logísticos. Por ejemplo, la diversificación de mercados, objetivo que se han trazado los exportadores, implica la llegada a países mucho más lejanos, lo que encarece el transporte.

'Ese factor influye en el aumento del precio del producto final, lo que de una u otra forma incrementa las ventas en dólares. No obstante, cuando se hace la conversión a pesos, lo que se recibe a final de cuentas es menor', señaló el directivo.

Al cierre del 2011, las exportaciones totales de flores ascendieron a US$1.260 millones, 0,9% más que las registradas en el periodo anterior.

Perspectiva del empresariado
Frente a la incertidumbre que se vive en el sector por cuenta de lo que pueda pasar este año con el sector, Sergio Quintero, gerente de San Francisco Gardens, explicó que una de las estrategias será tratar de mejorar los precios con la incursión en otros mercados, especialmente en Asia y Europa.

'No obstante, exportar a destinos lejanos implica un alto riesgo, pues se puede perder la cadena de frío en alguna parte del viaje', dijo el empresario, quien agregó que otro componente son las exigencias fitosanitarias, por ejemplo, de Japón, lo que también pone en riesgo la viabilidad de las ventas, pues ante cualquier falla, se pueden perder contenedores completos.

'En el trayecto se pueden desarrollar hongos que no se tenían previstos, y eso afecta el negocio', explicó.

Por su parte, Nicolás Castro, gerente de Prajaim, señaló que tratándose de fletes, lo ideal para este año es realizar las operaciones a través de comercializadoras internacional, pues la responsabilidad de la empresa queda en el Aeropuerto Eldorado.

'Porque cuando tenemos que realizar todo nosotros directamente, los precios se incrementan mucho, y eso es algo que no se puede transmitir a los clientes', aseveró Castro.

El empresario dijo además que para compensar los problemas de la revaluación es válida la estrategia de llegar a otros mercados. Sin embargo, eso es algo que la gran mayoría de floricultores está haciendo, lo que deja en el mercado una evidente sobreoferta, que en últimas llevará a una reducción de los precios del producto final en el mercado.

Invierno afectó la producción
La ola invernal del año pasado, que en muchos casos inundó los cultivos de flores, incidió en las exportaciones. Según el balance del Dane, al cierre del 2011 se vendieron 208.089 toneladas métricas, dato que es 6,3% inferior al registrado en 2010, cuando el sector movilizó 222.157 toneladas. Según el presidente de Asocolflores, Augusto Solano, llegar a mercados nuevos implica abrir las puertas de los empresarios y mejorar la situación, pero también significa un incremento en el valor de los fletes, lo que no soluciona el problema del todo. 'El sector está en reacomodación, y por eso no esperamos un crecimiento para este año, incluso, se podría presentar una reducción', dijo.

Las opiniones

Sergio Quintero
Gerente de San Francisco Gardens

'Llegar a mercados como Japón es atractivo, pero se corre el riesgo de que en el transcurso del viaje se desarrollen hongos, lo que perjudica contenedores enteros'.

Nicolás Castro
Gerente de Prajaim

'Constantemente estamos obligados a replantear el negocio. Por el momento, nos concentraremos en Holanda, el principal distribuidor de Europa'.