Ir a cine sigue siendo más atractivo que alquilar películas por internet

Mónica María Parada - mparada@larepublica.com.co

La oferta local de entretenimiento viene creciendo. El año pasado Colombia se unió a la tendencia de alquiler de películas por internet y las compañías de televisión por cable también lanzaron su oferta para competir contra las tradicionales tiendas que ofrecían estos servicios, como el caso de Blockbuster, e incluso con los cines.

Actualmente, ir a cine en Colombia puede variar de precio dependiendo de la ciudad y la compañía que escoja, así como de la ubicación de los teatros. LR realizó un sonde sobre el precio de la boletería y encontró que para el caso de Bogotá, en Cine Colombia los precios pueden ir desde $10.000 hasta $23.000, en los teatros de Cinemark, desde $8.000 hasta $22.000.

Si usted está en Medellín, los precios de Cine Colombia varían entre $8.000 y $18.500, de $4.000 a $12.000 en Royal Films y entre $6.500 y $30.500 en Cinemark.

Para quienes viven en Cali, los precios en Cine Colombia pueden ir desde $7.500 hasta $18.000 y en Royal Films de $4.000 a $10.000. Finalmente, para quienes viven en Barranquilla, las tarifas en la primera de estas compañías van desde $8.000 hasta $13.000 y en Royal Films, la cifra oscila entre $4.000 y $10.000.

Para los amantes de los servicios en línea y los títulos por demanda, la oferta local está compuesta por Netflix, Terra Sunday TV y Telmex TV Online, cuyos precios mensuales son $14.000, $12.900 y $14.900, respectivamente. Por otra parte, en términos de costo de películas por demanda, en Directv las estándar cuestan $7.100, mientras que el valor de las de alta definición es de $9.100.

Las cifras del mercado de cine
A cierre de 2011, los más fuertes en la industria eran las compañías de cine, que terminaron el año con un total de $294.000 millones en ingresos brutos, de acuerdo con la información suministrada por William Torres, gerente nacional de exhibición de Cine Colombia.

El ejecutivo también explicó que las cifra de espectadores a 31 de diciembre de 2011, marcaron un hito en la historia de la industria, pues se alcanzaron los 38 millones, esto significó un aumento importante frente al cierre del ejercicio del año anterior cuando el número fue de 33,6 millones. 'Fue un cifra récord en toda la historia', dijo Torres.

Respecto a cómo avanza el negocio en lo corrido del año, el vocero de Cine Colombia señaló que, entre enero y mayo 15.700.000 espectadores han pasado por las salas de cine en el país, esto muestra un crecimiento pequeño frente al mismo periodo del año anterior, cuando la cifra fue de 15.300.000. Respecto al número de salas, pantallas y sillas, el año pasado se cerró con 135 teatros, pantallas 627 pantallas y un total de 115.000 sillas.

Lo que ha impulsado el negocio, indicó es la apuesta por la reproducción de películas en sala que soportar la tecnología 3D, así como el aumento en las inversiones en nuevos complejos de salas.

Sobre la competencia, Torres indicó que para ellos, 'cualquier tipo de entretenimiento es competencia, es decir, son competencia los parques, los restaurantes, todo aquel entretenimiento que obligue a la gente a salir de casa, más que el televisor y que los videos'. Sin embargo, señala que el valor agregado del cine es que se trata de una actividad que combina la vida social y la vida familiar, lo que hace que todos vayan a las salas.

Además, la llegada de tarjetas de fidelización y los días más baratos, han impulsado el negocio.

Situación de los servicios en línea
De acuerdo con Felipe Uribe, gerente general de Sonora y Sunday TV, actualmente todos los servicios de entretenimiento se están volcando a internet, pues la plataforma le permite a los usuarios alejarse de la oferta y buscar lo que quieren, cuando lo quieren. Sin embargo, el ejecutivo dijo a LR que este tipo de productos no se considera una competencia directa de otros tipos de entretenimiento, a pesar de que el nivel de alcance de internet es mucho mayor.

Respecto a las quejas sobre los catálogos de los servicios por internet, a los que muchos usuarios de refieren como desactualizados, el gerente de Sunday TV dijo que: 'un aprendizaje que hemos tenido todas las compañías que prestamos estos servicios es que lo que quiere el público no es un catálogo tan extenso sino que tenga películas que hace poco estuvieron en cine'.

Respecto al desarrollo de aplicaciones móviles que complementen estos servicios y que le permitan a los usuarios utilizar los catálogos desde cualquier lugar, Uribe indicó que se trata de una necesidad para los servicios que funcionan sobre internet, pues de esa manera se pueden cubrir todos los frentes de consumo de un usuario, es decir, computador, televisor, tableta y celular.

En cuanto a la limitación de los servicios que pueda darse por temas de velocidades de banda ancha, el experto afirmó que las plataformas debe estar diseñadas para que corran sin problema en conexiones de 1 Mbps o de 20 Mbps, para que la latencia no sea tan evidente.

Los servicios de las empresas de cable
De acuerdo con Laura Rodríguez, analista de programación de Directv, los servicios de Pay Per View (PPV) son una variable de la industria que viene creciendo, de hecho entre el enero y marzo del 2011 creció 61% en el país. Respecto a los gustos del usuario, explicó que la compañía siempre trata de tener los títulos que hayan estado hace poco en cartelera. Las más vistas son las infantiles y las de acciones. Finalmente, agregó que no ven a las salas de cine como la competencia directa, pues se trata más bien del paso siguiente para los usuarios, pero los servicios de internet, si afectan los paquetes premium, algo que los canales ya están mitigando con oferta propia.

Las opiniones

William Torres
Gerente nacional de exhibición de Cine Colombia

'Lo que ha pasado en el cine es que año a año ha tenido un crecimiento importante, por ejemplo en 2011 fueron 38 millones de espectadores, una cifra récord'.

Felipe Uribe
Gerente de sonora y Sunday TV de Terra

'Apostar por las aplicaciones móviles es una opción importante. Hoy, estas deben considerarse una necesidad para los servicios que funcionan sobre internet'.