Vestuario: las compras continúan en aumento

Merian Araujo - maraujo@larepublica.com.co

Las tendencias de consumo de vestuario en Colombia han venido en aumento durante los últimos meses, y aunque el reporte del mes de febrero presentó una disminución de -4.04% respecto al mes anterior, las ventas de prendas de vestir se incrementaron 15,86% en referencia al mismo mes del año pasado.

Esta tendencia fue dada a conocer por el Observatorio de Moda de Inexmoda – Raddar, división especializada en el estudio de temas de consumo.

Luego de que la actividad comercial del país alcanzara un registro de $1,01 billones en ventas de vestuario en diciembre, mes en el que la actividad aumenta considerablemente, el consumo de los colombianos volvió a regularse en el mes pasado.

En febrero, las compras de ropas se ubicaron en $887.781 millones, valor que se redujo frente a $924.125 millones que se vendieron en enero. Sin embargo, la actividad comercial aumentó frente a los $835.531 alcanzados al final del mismo mes del 2011.

De acuerdo con Carlos Eduardo Botero, director de Inexmoda, 'lo importante de resaltar es que estamos viviendo una tendencia importante en el consumo del mercado de confecciones. Yo creo que es una dinámica que se viene dando desde el año pasado, gracias a un buen momento económico que vive el país'.

El informe también permite visualizar el consumo de los hogares colombianos. En su totalidad, las compras acumuladas para el 2012 registraron $1,81 billones, mientras que el valor per hogar fue de $69.992 durante el último mes, frente a $73.040 en enero.

En cuanto al consumo per cápita para la categoría de compras de vestuario, el mes de febrero se situó en $17.498 frente a un valor de $18.260 en enero del mismo año.

Botero explicó que esta tendencia de alza en el mercado está ligada a la entrada de empresas internacionales y nuevas marcas que buscan expandir su mercado en el país.

'Están llegando firmas nuevas y hay mucha competencia en el mercado, por eso las marcas se preocupan por dar un valor agregado a su producto', afirmó el empresario. A su vez, agregó que 'Las ciudades intermedias están presentando un consumo importante debido a la expansión de las marcas en estas regiones'.

Es por ello que, a futuro, la empresa visiona que las ventas del sector continúen en aumento. Según las proyecciones de la empresa, se espera que al final del mes en curso, el valor del consumo per hogar se sitúe en $71.756, y que el valor per cápita en $17.939. En el tema de precios, las ciudades han variado durante el último mes. En cuanto a los valores más altos, Villavicencio es una de las ciudades que registra mayor crecimiento con un 0,51%, seguida por Manizales y Cartagena con 0,31% y 0,29%, respectivamente.

Menores precios
Las ciudades que presentaron decrecimientos en los precios, reportando los valores más bajos, fueron, Cali con -0.24% y Montería con 0.16%.

Camilo Herrera, director del Observatorio de Moda Inexmoda – Raddar, afirmó que, 'las compras en el canal moderno de vestuario anual, presentó una variación positiva de 26,78% mientras que el canal tradicional creció en un 16,44%'.

Con estos valores, el consumo por parte de los colombiano proyecta al sector de los textiles en Colombia como un escenario con alta dinámica comercial para los empresarios.

TLC, oportunidad para el comercio de la industria textil
Aunque el nivel de exportaciones de textiles sólo aumentó 2% el año pasado, Carlos Eduardo Botero explicó que se espera que con la apertura del Tratado de Libre Comercio el sector encuentre mayores nichos en el mercado internacional. 'El sector de textiles se considera ganador en el aprovechamiento del tratado', agregó el empresario y dijo que 'debe haber una expansión de la actividad exportadora'.