Agosto podría ser el último mes con la inflación de alimentos a la baja

Colprensa

Se espera variación de 0,10% en el octavo mes.

Juan Pablo Vega B. - jvega@larepublica.com.co

A lo largo de este año, el Banco de la República ha logrado mantener la inflación dentro de su rango objetivo, y muy cercana a la meta de 3%, hecho que ha sido destacado en varias de las juntas directivas del Emisor.

En agosto, de acuerdo con la encuesta de expectativas del Banco Central, realizada a 40 entidades financieras, el promedio del mercado espera que el IPC total del mes se ubique en 0,10%. En el caso de la inflación sin alimentos, se ubicaría en 0,17%, lo que arroja tendencia a la baja de este grupo.

Sin embargo, como lo ha advertido el gerente Juan José Echavarría, la última parte del año vería un repunte en el IPC de alimentos, como consecuencia de un ajuste estadístico que viene desde el paro camionero de 2016. Con eso, hay varios factores que pueden llevar a que este mes sea el último con inflación de alimentos en declive.

Además del efecto estadístico, otro de los elementos que podría a la inflación al alza es el fenómeno de El niño, que de acuerdo con el Gobierno se materializaría en los últimos meses del año. A esto, aunque en menor medida, se suma el impacto del cierre de la Vía al Llano, que afectó el suministro de algunos productos.

De acuerdo con Juan Pablo Espinosa, director de investigaciones económicas del Grupo Bancolombia, “habrá una tendencia natural de repunte de precio de los alimentos, pero dado que El Niño ha incrementado su posibilidad, puede tener una incidencia sobre la inflación a final de año”.

De hecho, dentro de las cuentas del equipo de investigaciones de Bancolombia, el pronóstico de IPC de alimentos sube de una proyección de 12 meses en agosto de 1,35%, hasta 3,72% a fin de año, teniendo en cuenta estos factores.

Hay varias razones para explicar el comportamiento estable en la inflación este mes. De acuerdo con Orlando Santiago, gerente de Fénix Valor, la estacionalidad de esta época del año se caracteriza por la estabilidad, por lo que el resultado sería tendiente al cero.

Por su parte, Espinosa indicó que la devaluación del peso todavía no ha transmitido a los mercados, sumado a que “el ritmo del crecimiento del consumo no logra producir una presión sobre los precios”.

A pesar de estas condiciones favorables para la inflación de este mes, se debe prestar atención a algunos puntos como la gasolina, que por sus incrementos podría llegar a alguna sorpresa en el dato del Dane.

TEMAS


Inflación - IPC - Dane - Banco de la República - Fenómeno de El Niño