ANI negocia devolución del contrato de Briceño-Tunja-Sogamoso

Marcela Vargas Cabrera - mvargas@larepublica.com.co

El ministro de Transporte, Miguel Peñaloza, reveló que la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) ya inició una negociación con el consorcio de la doble calzada Briceño-Tunja-Sogamoso con el fin de agilizar la construcción de la vía.

Según el funcionario la idea es que el Estado recupere los derechos de construcción de la vía y dar solución a las variantes de Tocancipá y el Puente de Boyacá que están frenadas. 'Nosotros estamos estudiando la posibilidad de adquirir los derechos contractuales con el fin de que el Estado pueda partir de cero y podamos solucionar los temas que nos inquietan a todos'.

El Ministro indicó que esta decisión se tomó debido a que el contrato ya está en su limite y no se pueden hacer más adiciones presupuestales. 'Nosotros estamos dispuestos a buscar los mecanismos que le permitan al consorcio salir del contrato de tal manera que el Gobierno tenga la fexibilidad que necesita para resolver los problemas'.

Además de las variantes de Tocancipá y del Puente de Boyacá, en la doble calzada hace falta definir la construcción de los pasos peatonales en los diferentes municipios y los retornos faltantes, los cuales requiere recursos que no se pueden adicionar al contrato actual.

'Eso significa que las alternativas tiene que ser encaminadas a negociar con el contratista para encontrar una solución que permita mejorar estas inflexibilidades que tiene el contrato actual y otra lograr', explicó el Ministro.

Peñaloza agregó que este tipo de proceso administrativo que se realizaría en la concesión a cargo de los Solarte también se aplicaría en otras dos concesiones en las que tienen dificultades.

Micos del Código de Tránsito ponen más trámites

El ministro de Transporte dijo que los `micos` que se le colgaron a la reforma al Código de Tránsito aumentaría los trámites y los costos. 'Nosotros vamos a estar permanentemente vigilando las líneas estrategias del proyecto, yo creo que el Congreso en la legislatura que viene tiene la intensión de priorizar el interés general'. Uno de los `micos` detectados es que se propone que la revisión técnico-mecánica para vehículos nuevos se haga a partir del tercer año de matriculado el automotor y no a los seis.