Así será el nuevo plan de recolección de `Bogotá Basuras Cero` de la Uaesp

Andrea Carranza Garzón - acarranza@larepublica.com.co

La Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (Uaesp) presentó `Bogotá Basura Cero`, programa aprobado por la Corte Constitucional, que busca incluir a más de 11.000 recicladores tradicionales dentro de la gestión pública de residuos.

El nuevo modelo la recolección de los residuos no reciclables estará a cargo de las empresas privadas ganadoras del proceso licitatorio. De acuerdo con Guillermo Asprilla, director de la Uaesp, dicha licitación aún no tiene fecha de apertura, ya que se está a la espera de la aprobación de un estudio técnico que se le presentará sobre las áreas exclusivas de aseo a la Comisión de Regulación de Agua Potable y Saneamiento Básico (CRA).

La otra licitación se hará para el proceso de selección entre recicladores. Tampoco se tienen determinado los montos. Asprilla dijo que para dar seguridad esta licitación se deberían ofrecer 10 años como mínimo.

La recolección de los residuos ordinarios será similar a la actual. La de los reciclables buscará tener un modelo simple. Los ciudadanos deberán separar sus residuos en una bolsa, la cual será recogida en horarios fijos.

Los más de 11.000 recicladores se contratarán a través de 60 empresas cooperativas; se hará el proceso de recolección a través de 386 microrrutas; se crearán 60 centros de acopio y seis parques de reciclaje. Todo el plan se basará en un proceso de educación a la ciudadanía sobre el reciclaje, el cual se llevará a cabo en el segundo semestre.

El objetivo es que se capacite la ciudadanía a través de campañas pedagógicas y persuasión directa a los 2.600 colegios públicos y privados; a 1.850.000 usuarios, casa por casa; a 250.000 establecimientos, negocio por negocio.

Asprilla indicó que no se contempla ni un aumento ni una disminución en las tarifas, las cuales son definidas por la CRA. Sin embargo, afirmó que en el largo plazo sí podría haber una disminución, en términos de dos años. Todo el proceso debe iniciarse en bloque a comienzos del año entrante, según el funcionario.