El presidente Rafael Correa no vendrá a la Cumbre de las Américas

Colprensa

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, no asistirá a la Cumbre de las Américas en Colombia, ni a ninguna cita hemisférica de la que esté excluida Cuba.

Correa criticó insistentemente la falta de un consenso para invitar a Cuba a la reunión y aunque inicialmente tuvo el respaldo de los mandatarios del ALBA para condicionar su asistencia, se quedó solo en su postura.”Después de haber reflexionado he decidido que mientras sea presidente de la República de Ecuador, no volveré a asistir a ninguna cumbre de las Américas hasta que se tome las decisiones que la Patria Grande nos exige”, dijo Correa en una carta remitida el lunes a su par colombiano, Juan Manuel Santos.Pese a los esfuerzos, Colombia no logró consenso para la participación de La Habana en la cumbre del 14 y 15 de abril en la ciudad de Cartagena, lo que despertó duras críticas de Correa.”Se ha hablado de falta de consensos, pero todos sabemos que se trata del veto de países hegemónicos, situación intolerable en nuestra América del Siglo XXI”, agregó en la misiva que fue leída por un portavoz de la presidencia de Ecuador.Estados Unidos se opuso a la participación de Cuba argumentando que ese país no ha hecho mejoras democráticas y políticas significativas para reintegrarse a la Organización de Estados Americanos (OEA), de la que fue retirada de 1962.Correa agregó que con su decisión no busca ocasionar problemas al Gobierno colombiano y que aspira que la ausencia de Ecuador sea una invitación a debatir temas esenciales para los países del hemisferio.En una carta dirigida a su homólogo de Colombia, Juan Manuel Santos, Correa remarcó que mientras él sea presidente no asistirá “a ninguna Cumbre de las ‘Américas’, hasta que se tomen las decisiones que la Patria Grande nos exige”.