‘El sistema tributario colombiano no genera incentivos para invertir’

Colprensa

La Universidad Eafit presentó su quinto programa: La Escuela de Economía y Finanzas, liderada por Juan Felipe Mejía Mejía, decano de esta dependencia, y quien afirmó que el momento por el que está pasando el país es propicio para contribuir a que ‘los aires de renovación’ del país se mantengan.

En este contexto, la presidenta del Consejo Privado de Competitividad, Rosario Córdoba, expuso el más reciente informe de Competitividad 2011-2012, el cual evidencia enormes desafíos para el país. 'Lo macro nos muestra unos índices muy favorables, pero este crecimiento no es sostenible si no se hacen las ejecuciones microeconómicas', aseguró. Por lo que no hay que regodearse mucho por este éxito, sino seguir en la senda de competitividad para hacer del crecimiento algo duradero en el tiempo. Lo importante, según dijo, es lograr cambios en los sistemas de salud, educación e infraestructura. No obstante, estos podrían demorarse hasta 40 años.

'Esos indicadores nos muestran que estamos en el puesto 68 en el índice del FEM y que no hemos avanzado en los últimos años'. El compromiso más grande en esta materia es en el sistema tributario, que según dijo, no genera los incentivos necesarios. 'El 4,3% de los colombianos paga impuesto cuando esa base podría aumentar más, el sistema tributario de Colombia no genera incentivos para invertir'.

Así mismo, afirmó que el 'costo de mover un contenedor al interior del país es tres veces que de Cartagena a China, la inversión en investigación y desarrollo es 0,15 % y el 27,5% la hace el sector privado, la informalidad laboral se mantiene en el 60% lo que afecta la productividad y solo el 25% de los colombianos en edad de jubilación tienen una pensión'. Como este es el año de los TLC y últimamente entró en vigencia el de Canadá, Suiza y se están negociando otros importantes, Córdoba aseguró que más que asustarse los empresarios con esta apertura, deben perfeccionar su labor.

'Sobre todo en las regiones, esa es la agenda que debemos mejorar'. Respecto al TLC con Estados Unidos, que entrará en vigencia el 15 de mayo de este año dijo que 'no es que nos vayan a arrasar. Hay una responsabilidad empresarial en esa materia y el Gobierno también tiene que trabajar en todo esto. En general, es la suma de muchos factores la que nos va a ayudar para no quedarnos rezagados. El que no piensa diferente se queda. Con el TLC no se puede perder la oportunidad para mejorar en competitividad'.

Y advirtió 'si Colombia quiere avanzar en el logro de las metas que se fijó cuando definió la Visión 2032 (ser una de las tres economías más competitivas de América Latina con un nivel de ingreso medio alto, a través de una economía exportadora de bienes y servicios de alto valor agregado y con menores niveles de pobreza), no puede seguir produciendo más de lo mismo, y mucho menos de la forma como lo ha venido haciendo por décadas'.