Para evitar efectos de la crisis europea se debe ahorrar, dijo el Ministro de Hacienda

Colprensa

Para Juan Carlos Echeverry, Ministro de Hacienda, a pesar de que la economía colombiana está hoy protegida, el coletazo de la crisis europea la tocará.

¿Cuál podría ser el efecto de la crisis europea en la economía colombiana?
Evaluar desde ahora cuáles pueden ser esos impactos, es aún difícil. Lo necesario es mantener la economía lo más sólida posible, y que no necesitemos deuda para no estar expuestos.

¿Qué tan necesario es ese ahorro público para blindar la economía?
No he utilizado la palabra blindaje porque no es posible blindarse del todo. La clave del ahorro en este momento es que uno no necesite salir a buscar deuda.
Colombia puede enfrentar cualquier crisis porque su economía es sólida, tiene la confianza internacional y un Gobierno con credibilidad, unas instituciones muy fuertes y una inflación del 3%.

¿Pero sí hay recursos suficientes para invertir?
En lo que falta de este año, por un lado con las regalías se van a realizar inversiones cercanas a los $6 billones, y adicionalmente hay $12 billones en recursos con ese mismo objetivo. Esas inversiones se harán en vías, infraestructura, vivienda y en aumentar el pie de fuerza en 20.000 hombres, igualmente en fortalecer la justicia y el programa Familias en Acción.

¿Si estos esfuerzos se quedan cortos, cabe la posibilidad de aplicar medidas excepcionales para que la economía no se desinfle?
Sí. En función de la severidad de los efectos que vienen de afuera se puede contemplar por parte del Banco de la República una reducción en la tasa de interés. Y por parte del Gobierno un plan de inversión más agresivo.

¿Se deben bajar las tasas de interés o habrá que esperar?
Lo fundamental es evitar un sobrecalentamiento sobre todo en los jefes de hogar para que no lleguen luego descalabros que todos lamentemos. La prudencia debe residir en gastos que podamos pagar.
 
¿No es muy optimista el Gobierno en seguir apostándole a un crecimiento del 5%, a pesar de los malos momentos?
Nosotros seguimos creyendo en un crecimiento económico que oscilará entre el 5% y el 6%. Hicimos las cuentas fiscales con un 4,8%, que sería un crecimiento económico muy bueno, si se tiene en cuenta que el Producto Interno Bruto, PIB, de América Latina, crecerá, según cálculos, menos del 4% este año.