Airbus y Emirates Airlines negocian un nuevo pedido del A380

Ambas partes están inmersas en intensas negociaciones sobre un pedido de US$15.000 millones.

Expansión

Airbus quiere que la aerolínea Emirates haga pedidos anticipados de sus nuevos superjumbos A380 para ayudar a mantener la demanda a partir de 2019.

Si se produjera una reducción de la demanda, la sostenibilidad del proyecto podría verse afectada.

Tim Clark, consejero delegado de Emirates, declaró que Airbus quería que la aerolínea se comprometiera “a realizar pedidos, posiblemente, durante ese periodo de manera que Airbus tenga la certeza de que podrá mantener su línea de producción”.

Negociaciones

Ambas partes están inmersas en intensas negociaciones sobre un pedido de US$15.000 millones por la mayor aeronave del mundo. Esto ocurre después de que, el domingo, ciertas complicaciones echasen por tierra el anuncio de un acuerdo de más de 36 aviones de pasajeros para el evento Dubai Air Show.

El resultado del acuerdo es fundamental para los planes de crecimiento de Emirates, como uno de los mayores operadores del mundo de superjumbos, pero también para Airbus, que ha invertido miles de millones en este programa.

El Gobierno de Dubái está exigiendo que se garantice que Airbus mantendrá su producción para los próximos 10 a 15 años tras recibir el último pedido de los superjumbos en 2022. Según fuentes cercanas a la empresa, el domingo, Airbus estaba dispuesta a comprometerse a mantener la producción de aviones durante, por lo menos, la próxima década. Pero el fabricante europeo habría exigido ciertas condiciones a cambio, que incluyen la ayuda de Emirates para llenar la falta de demanda a partir de 2019. La probabilidad de que Emirates haga un pedido para el Dubai Air Show es muy escasa, a pesar de que ambas partes todavía esperan hacer algún avance antes del jueves. Airbus también está trabajando en otras campañas de venta del A380, que podrían dar pronto sus frutos.

Sin embargo, el fabricante está teniendo dificultades para encontrar nuevos compradores para el A380. A finales de 2014, Harald Wilhelm, director financiero de Airbus, cuestionó el compromiso de Airbus respecto a dicho proyecto, ya que la propia compañía declaró que el programa sería cancelado en 2018 si no se aseguraban nuevos compradores. El A380 no ha conseguido nuevos compradores desde principios de 2015 debido a la caída de la demanda, ante la llegada de una nueva generación de aviones de largo alcance y jets más pequeños de mayor rendimiento. Algunas aerolíneas ya están dudando sobre la necesidad de llenar aviones con una capacidad de más de 500 pasajeros. Esta duda se ha ido consolidando a raíz de la introducción del A380 en el mercado de segunda mano.

La aerolínea Singapore Airlines devolvió hace más de una semana el primer A380 que entró en el mercado de segunda mano a la empresa alemana de alquiler Dr. Peters, y este avión todavía no ha encontrado nuevo dueño.

TEMAS


Aerolíneas - Transporte