El Grupo Amarilo planea hacer viviendas y plan de renovación en Cali y el Eje Cafetero

La compañía espera ventas por $1,35 billones este año

Johan Chiquiza Nonsoque - jchiquiza@larepublica.com.co

La semana pasada concluyó el congreso de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), en el que los principales referentes locales del sector se reunieron para discutir cómo reactivarlo, luego de que éste presentara la mayor caída en el Producto Interno Bruto (PIB) del primer trimestre del año, con una variación negativa de 8,2%.

Roberto Moreno, presidente y CEO de Grupo Amarilo, comentó en Inside LR que ya pasó esta caída y que la confianza del consumidor, después de 16 meses, volvió a estar en positivo. Con este panorama, el grupo busca sumar ventas por $1,35 billones y entrar a Cali y el Eje Cafetero en 2019.

LOS CONTRASTES

  • Sandra ForeroPresidenta de Camacol

    “Es necesario redefinir los topes referentes a VIP y VIS desde el punto de vista de qué es la vivienda y cuánto vale producirla”.

¿Qué es lo que está creciendo menos: vivienda no VIS, bodegas o comercio?
Por primera vez se construye más VIS en Colombia, gracias a la política que ha venido implementando el Gobierno Nacional desde hace ocho o 10 años, con subsidios a la tasa y subsidios a la compra.

En el Congreso pidieron recursos por $1,8 billones para mantener los subsidios a la vivienda ¿este año las constructoras se van en concentrar en VIS y VIP?
Ambos son segmentos muy importantes porque es a la clase media colombiana la que queremos fortalecer. El programa Mi Casa Ya y el subsidio a la tasa ha sido positivo. Hay subsidios suficientes para 2018.

¿Qué perspectiva tiene el sector para lo que resta de este año?
Esperamos, y ya estamos a menos de ocho días, para ver para dónde vamos y dedicarnos a trabajar, seguir adelante y dejar de hablar del tema electoral. El segundo semestre debe ser positivo para el sector y para la economía en general.

Para usted, ¿cuál puede ser un porcentaje de crecimiento para estar tranquilo?
Deberíamos crecer más de 4% para que la clase media aumente y cada vez seamos más competitivos. Creemos que los crecimientos cercanos a 2% no son suficientes.

A pesar de no haber llegado a la meta de $1,2 billones en ingresos Amarilo pasó de la tercera a la segunda posición entre las constructoras, ¿cuáles fueron las razones?
La cifra corresponde a la escrituración de Amarilo. El ciclo de un proyecto son entre 24, 26 y 27 meses pero estamos casi a 30 meses por la desaceleración. Este año hemos crecido 17% frente al año pasado y debemos llegar a $1,35 billones en ventas, lo cual nos dejaría muy satisfechos. Creemos que en el segundo semestre, con tasas bajas, más optimismo y con que vuelva la inversión, nos va a ir muy bien.

¿Cuántas unidades de vivienda tienen previsto entregar este año?
Debemos entregar un poco más que el año pasado. En 2017 entregamos 6.350 viviendas y este año la meta está por encima de 7.000 unidades.

¿Cuáles son las ciudades con mayor cifra de entregas?
Somos fuertes en Bogotá y municipios aledaños. En Soacha, por ejemplo, con el macroproyecto Ciudad Verde que iniciamos hace ocho años, ya se han entregado 33.000 de las 55.600 viviendas.

¿Tienen pensado entrar a una nueva ciudad en los próximos dos años?
Fuera de las plazas donde operamos, estamos construyendo un nuevo centro comercial en Medellín que se inaugura el año entrante. Además, hemos mirado temas de vivienda y renovación urbana en Cali y el Eje Cafetero, que podrían ser para 2019. También, estamos construyendo la sede de la Selección Colombia, que esperamos que esté terminada el próximo año.

¿Cómo va ese proyecto de Ciudad Verde?
Estamos trabajando en formular una segunda etapa. La primera son 56.500 viviendas y estamos pendientes de la revisión del POT de Soacha para hacer la segunda. La idea, es que con la construcción de ésta, logremos conectar la Avenida Ciudad de Cali con la ALO.

Y, ¿en cuánto tiempo podría empezar la construcciones del proyecto Lagos de Torca?
El fideicomiso se firmó en enero. Se están contratando los diseños de la malla vial y de las redes de acueducto y alcantarillado. Debemos tener diseño de aquí a principios del próximo año. Ya hay 12 o 13 planes parciales radicados en planeación, así que se iniciarían las obras en el primer semestre de 2019.

¿Cree que en Bogotá ya no hay suficientes terrenos para construir vivienda?
Tenemos que hacer dos cosas: expansión hacia el norte, que son proyectos como Lagos de Torca, y hacia el sur en Usme. Además, está todo lo involucrado con renovación urbana, donde Amarilo tiene dos planes en la ciudad, uno de ellos es Proscenio, en el que estamos a través de Cimento, nuestra operadora de centros comerciales.

El perfil
Roberto Moreno es cofundador, CEO y presidente de Grupo Amarilo. Antes de fundar la compañía en 1993, trabajó por más de 12 años en Andes Realty y como gerente de proyectos en Morcon Construction en Fort Lauderdale, Florida. Participa en la junta directiva de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) y es egresado de la Universidad de la Florida, donde obtuvo sus títulos en Ciencias de Ingeniería y Economía y Gerencia de Proyectos de Construcción.

 

TEMAS


Construcción - VIS - Vivienda - Amarilo