La nueva regulación farmacéutica acabaría con el monopolio en el sector

Marcela Vargas Cabrera - mvargas@larepublica.com.co

El Gobierno Nacional trabaja en la estructuración de una política farmacéutica que dará a conocer a finales de agosto y que busca reducir el precio de los medicamentos y mejorar el acceso de los pacientes.

Entre los temas que se estudian está el de la regulación de los productos biotecnológicos que busca abrir el mercado a nuevas marcas y generar precios más competitivos.

La directora ejecutiva de Generación Bio, Katherine Garzón, sostuvo que Colombia necesita que este decreto entre en vigencia para garantizar la calidad, seguridad, eficacia, y accesibilidad a los medicamentos. “Si hay un sector que domina y toma las decisiones coartando los derechos de otros, lógicamente los demás laboratorios no van a entrar. Si yo me quedo con el pequeño nicho y sigo evitando que entren competidores el mercado continuará monopolizado. Nosotros queremos que se sepa que existe la posibilidad de que haya genéricos en el mercado colombiano para todos los productos a un precio asequible que no ahorque al sistema y permita tener el nivel de salud que se requiere”.  

Según Generación Bio, hay un contrates en el número de medicamentos existentes en el mercado colombiano que están generando el alto precio de los productos.  En el caso de la insulina, pues en el mercado hay más de 60 marcas de biotecnológicos que han permitido que su precio sea más competitivo y asequible para los pacientes.

Sin embargo, en medicamentos biotecnológicos  para enfermedades de alto costo como esclerosis múltiple solo existe en Colombia un solo producto, “porque el señor dueño del primer medicamento que se sacó y comercializa ha logrado que dentro del país le sigamos dando espacio a que sea el único jugador, pero si uno va a Venezuela el mismo producto vale 700 veces menos de lo que vale aquí”, explicó la directiva.

Ante la posición de las multinacionales farmacéuticas  que señalan que la regulación  en  biotecnológicos que el Gobierno espera implementar tiene fallas, Garzón señaló que “desde el punto de vista científico nadie en este momento puede rebatir ni decir que el decreto que se propone no cumple con lo que en otros lugares del mundo se está haciendo”.

La experta agregó que el decreto garantiza que haya una competencia justa y equitativa en el mercado de los biotecnológicos, lo cual permitirá un mejor y mayor acceso a dichos medicamentos, “pero debido a la pérdida de patentes a partir del año 2006, han dado paso a la llegada de los Biosimilares o Biocomparables o Biocompetidores, biotecnológicos producidos en estándares de calidad mayores, como se ha comprobado científicamente”.