Público es otra otra víctima de la crisis española que afecta a los medios impresos

Marcela Chaverra - mchacon@larepublica.com.co

Con el cierre del diario Público en su edición impresa, se establece un eslabón más en la cadena de cierres que se han dado en los últimos años de medios de comunicación en España, producto, en gran parte de la fuerte crisis económica que se vive en el viejo continente y que afecta particularmente a este país.

El diario se constituye en una víctima más de la difícil realidad económica que azota a los medios en la nación europea, siguiéndole los pasos a otras publicaciones como: Metro, ADN, La Voz de la Calle, El balón, Gol, La Clave y Zero, entre otros, que han acallado las voces de la información.

Y es que la sociedad de Jaume Roures y Tatxo Benet, según cuentas de 2010, acumula pérdidas por 80 millones de euros (US$107 millones) y mantiene una deuda con acreedores comerciales de aproximadamente 20 millones de euros (US$27 millones), de los cuales 8,86 millones de erusos (US$11 millones) debían abonarse, para no poner en riesgo la continuidad de la rotativa.

De acuerdo con las cifras ofrecidas en el 'Libro negro del periodismo en España', de Bernardo Díaz Nosty, y editado por la Asociación de la Prensa de Madrid en septiembre del año pasado, los medios de comunicación se encuentran en la más profunda crisis, en la que se calcula que en los dos últimos años se han ido a paro más de 4.000 periodistas, de los cuales 2.451 fueron despedidos sólo en Madrid.

Y es que si se analiza, el cierre del diario ADN en España, a comienzos de este año, se debió a los problemas de publicidad que estaba atravesando el gratuito, ya que no ingresaba lo suficiente como para mantener con vida el proyecto. Esta situación preocupa a la industria por las consecuencias que pueda traer en la continuidad de otros medios.

'Por la crisis de Europa, es claro que los ingresos publicitarios allá han disminuido, quitándoles a estos medios una buena porción de ingresos que no los permite continuar en impreso. Afortunadamente para Colombia, la situación es muy diferente, nuestra situación económica trae consigo un mejor panorama para la publicidad y para los medios', aseguró Nora Sanín, directora ejecutiva de Andiarios.

Una afirmación que se evidencia con el gran impulso que tiene la prensa gratuita en el mercado local, en la que diarios como Publimetro con menos de 6 meses se ha constituido en uno de los diarios de mayor reconocimiento.

Los tiempos difíciles ya pasaron
Entre 2008 y 2009 en Colombia y el resto de países de la Región también se presentó una crisis en la demanda de publicidad que se evidenció en los medios impresos. Es así como en 2009, cerraron en el país sus oficinas las revistas Rolling Stone y Gatopardo, al tiempo que la versión impresa de Plan B, de Publicaciones Semana, salió de circulación, mientras La Casa Editorial El Tiempo llevó a cabo un recorte de personal. Ahora las condiciones son diferentes y el sector atraviesa por un buen momento.

La opinión

Nora Sanín
Directora ejecutiva de Andiarios

'Es triste el cierre de un periódico, porque son puntos de vista e información que se pierden, pero también es un ejemplo para fortalecer nuestros diarios y generar más ingresos'.