‘Se va a perpetuar el monopolio que tiene Claro en Colombia’: Presidente de Avantel

Salud Hernández-Mora

La subasta de espectro radio eléctrico, que masificará la avanzada tecnología 4G, puede ser un fiasco que sirva solo para engordar a Claro, Movistar o Tigo. Si el gobierno echa atrás la medida de reservar una porción a los que quieren entrar, hay empresas como Avantel que contemplan retirarse de la puja. (Salud Hernández-Mora entrevista al presidente de Avantel, Jorge Andrés Palacios).

El gobierno les quiere hacer conejo. Temen que al final favorezcan a los operadores que llevan años en el mercado en detrimento de los aspirantes a quitarles un pedazo de la jugosa torta de telefonía móvil y transmisión de datos.

¿Se está cocinando un arreglo para que queden los tres operadores y los demás jugadores no tengan chance?

Sí. Inicialmente se concebía que la licitación fomentaba la competencia pero se está contemplando la posibilidad de que se haga una subasta abierta, con lo cual se continuará concentrando el espectro en los operadores establecidos.

Se perpetuará lo que hemos considerado un monopolio que tiene Claro aquí y lo que está pasando en México, donde hablan del nefasto impacto que ha tenido en la economía dicho monopolio en el sector de las comunicaciones.

¿Por qué cree que el gobierno quiere cambiar las reglas de juego a mitad del partido?

Los operadores establecidos alegan que llevan veinte años, que han hecho unas inversiones, pero lo que nosotros pensamos es que el sector necesita mucha más competencia. Hoy en día, con la concentración que hay, uno mira otros países con menor número de habitantes y mayor número de operadores, vemos que las tarifas de internet son de las más altas de la región medidas en relación al PIB, y mira que aún los usuarios se siguen quejando por la mala calidad del servicio. En el pasado el gobierno ha promovido la competencia en los demás sectores, lo que redunda en beneficio de los usuarios.

¿Qué hizo Comcel/Claro que los demás no lograron para llegar a tener el 61% del mercado?

Sin duda ha invertido mucho más en Colombia, tanto en infraestructura como en servicios, y tomó ciertas ventajas. Pero, adicionalmente, ha tenido prácticas indebidas que han mitigado la competencia.

Si en Estados Unidos ATT tiene 120 millones de clientes y 60 megahertzs, ¿para qué necesita, digamos Tigo, más capacidad si ya tienen 55 y solo 6 millones de usuarios?

No necesita más espectro, lo que necesitan es invertir más en la red, lo que hace falta es poner más estaciones base para solucionar las llamadas caídas y la mala calidad en el servicio que se vive hoy en día.

¿Sería una estrategia de los que ya están para bloquear a los que pueden llegar?

Para acaparar más espectro y bloquear la llegada de otros operadores al mercado.

Si se amplía el espectro ¿eso hará, por ejemplo, que no se caigan las llamadas en la Circunvalar de Bogotá?

No; falta poner más estaciones base.

¿Cuál será el negocio del nuevo operador porque parece que al país no le cabe una línea más de celular?

Es internet. Por internet va a pasar la voz y dada la baja ocupación de la voz, serán gratis las llamadas. Cuando vemos un país donde la penetración de banda ancha es inferior al 10%, las oportunidades son enormes, más cuando hay competencia lo que obliga a los operadores a ofrecer planes de datos de diferentes capacidades mucho más competitivos. Sin competencia, no hay incentivos para promover ofertas interesantes.

¿Quién no compre en esta subasta, estará fuera del negocio por los siglos de los siglos?

Sí, porque Comcel y Telefónica llevan 18 años, Tigo va a cumplir 10, ya tienen marcas establecidas, redes, y se están subastando casi 300 megahertz. Va a ser muy difícil para futuras administraciones entregar similar cantidad de espectro.

¿No parece imposible que se la adjudiquen a los mismos de siempre?

Resulta imposible pensarlo, sobre todo por el momento de la economía, que sigue creciendo, se están abriendo nuevos mercados, firmando TLC. Ante este escenario y teniendo en cuenta que el sector de las comunicaciones tiene un alto impacto en la economía, resultaría difícil creer que el gobierno va a cerrar esta oportunidad de fomentar la competencia.
 

TEMAS


Claro - Colombia