Volkswagen cambia su diseño para equilibrar las ventas a mujeres y hombres

Bloomberg

Pensado en su momento como un vehículo para el hombre común, se había convertido en un modelo que ponía en riesgo la reputación masculina del conductor. Por eso la nueva versión del modelo dos puertas fue rediseñada el año pasado con una apariencia más angular y deportiva con el fin de atraer a más compradores masculinos.

Convencer a los hombres de que conducir el Beetle tiene onda ha sido un desafío desde que Volkswagen AG lo trajo nuevamente a los salones de venta en 1998.

Ahora es más importante que nunca. Volkswagen, que se propone duplicar las ventas estadounidenses para 2018, no quiere alejar a la mitad de los potenciales compradores de un modelo tan importante.

La empresa está teniendo cierto éxito. Desde que la nueva versión salió a la venta en septiembre, 43% de los compradores estadounidenses han sido hombres, frente a un 29% un año antes, según dio a conocer la compañía.