¿Por qué usar las billeteras digitales?

Mecanismo reduce el uso del efectivo

Ricardo García Molina

Con el crecimiento del comercio electrónico, el uso de medios de pago virtuales y la bancarización a nivel mundial, las billeteras digitales han venido ganando terreno desde hace dos años en Colombia, en el campo de las compras por internet. Esta modalidad de pago, básicamente, le permite a sus usuarios vincular sus cuentas de ahorros o tarjetas de créditos bajo una misma cuenta y contraseña, haciendo que sus compras online sean más rápidas y seguras.

La billetera digital PlacetoPay, por ejemplo, puede ser usada en cualquier dispositivo siempre y cuando el comercio en el que se realizará el pago esté conectado por redirección; es decir, que pueda conectarse con la plataforma de PlacetoPay, la cual se encargará de capturar los datos sensibles de los usuarios de manera segura y fácil. Por otra parte, los comercios conectados por webservices (método que requiere desarrollo por parte del comercio, quien es el responsable de la captura de datos sensibles), no cuentan con esta facilidad.

Para realizar los pagos con la billetera digital -también conocida como monedero digital o billetera inteligente- no es necesario realizar descargas de aplicaciones o programas, solo se necesita aceptar los términos y condiciones para almacenar todas las tarjetas, sin importar de cuál entidad bancaria se trate. La billetera PlacetoPay a largo plazo permitirá a los usuarios tener dinero digital para hacer transacciones en los comercios asociados e, incluso, retirar dinero físico. En el caso de PlacetoPay, que promete mover el comercio digital en 2018, la función de billetera digital no ha sido lanzada oficialmente. Sin embargo, ya son 3000 los usuarios que desde diciembre de 2017 han decidido utilizarla.

La masificación de este medio de pago en Colombia está iniciando. No todos los desarrollos web o de programas cumplen con las necesidades del usuario y las billeteras más comunes pertenecen a bancos que permiten únicamente guardar las tarjetas de crédito o débito emitidas por estos. Además, según los expertos, la bancarización en Colombia está alrededor de 66%. Los temores que tienen algunos usuarios de pagar electrónicamente por miedo al fraude, a que el producto no llegue o no cumpla con las expectativas, son un reto para las plataformas de pago y los comercios que le apuestan a las ventas no presenciales, por lo que la popularización requiere un esfuerzo adicional.

Por otro lado, las billeteras digitales desincentivan el uso de dinero en efectivo y son seguras por diferentes razones. Por ejemplo, reconocen los dispositivos por medio de los cuales se realizan normalmente los pagos. La recomendación más importante para quienes deseen acceder a las ventajas de una billetera digital es asociar aquellos dispositivos como computadores, celulares o tabletas, que sean propios de cada usuario.

En general, las billeteras digitales permiten que los interesados no tengan que estar diligenciando formularios cada vez que va a realizar una compra. Esto se traduce en un proceso más eficiente, bastante seguro al cifrar la información del usuario y a la hora de hacer la transacción. Además, el proceso será autenticado con el usuario mediante certificados digitales y otros métodos encriptando sus transacciones, de tal manera que se realizan procesos de pagos ágiles y sencillos. Las billeteras digitales son el presente y el futuro, es otra forma de acceder a productos y servicios desde la comodidad del hogar, la oficina o cualquier sitio, sin trámites y, sobre todo, de forma confiable.

TEMAS


PlacetoPay - Billetera digital - Internet - Bancos