Seis características de las personas sin deuda

Es mejor alejarse de los centros comerciales

Cristian Macías

Tenemos un primer ejemplo que es la familia # 1, tenían una deuda de $80 millones que fue cancelada en dos años con ingresos anuales de $67 millones. La familia # 2 tiene un ingreso de $90 millones pero parece que no pueden ganarle a la deuda de la misma manera que la familia # 1.

¿A qué se debe esto? Es obvio que la familia # 2 tiene un problema de gastos. Ellos hacen suficiente dinero para pagar su deuda en dos años, pero gastan tanto su dinero que no pueden mantener sus cabezas fuera del agua. Tienen deudas de hipoteca, tarjetas de crédito, cuota del vehículo y también abusan de las pobres decisiones que toman como salir a comer en restaurantes todas las noches, de esa manera sus deudas no los dejan progresar.

Así que todos sus ingresos son absorbidos por otras cosas, las cuales les dejan un mínimo monto para pagar cada deuda y así nunca tener ese momento tan esperado. Es una forma bastante difícil y estresante de vivir.
En algún punto, las personas que deciden convertirse en personas sin deuda se dicen así mismas que ya ha sido suficiente. Su antiguo estilo de vida no estaba funcionando y están listos para hacer algunos cambios bastante serios. Es como si tuvieran un cambio en su personalidad, pero eso es lo que en realidad no pasa. Todo lo que ellos hacen es que redescubren aspectos de su personalidad que siempre estuvieron ahí.

¿Entonces cuales son estos rasgos que tanto caracterizan a estas personas?
Son astutos.
Las personas que deciden eliminar las deudas de sus vidas, se dan cuenta que la deuda no es una herramienta. Mientras la puntuación de Datacrédito disminuye su patrimonio neto va aumentando. Ellos ya no quieren tratar la deuda como si fuera una enfermedad de la piel, que se soluciona con crema de manchas y bloqueador.

Son pacientes.
Alguien que de verdad quiera salir de sus deudas, tiene que alejarse de los centros comerciales, de los grandes televisores y las joyas y lujos. ¿Saben por qué? Todos ellos saben que esas cosas pueden esperar. Las compras impulsivas e impacientes son los mejores amigos de los deudores.
Tienen confianza.

Las personas que quieren salir de la deuda no les interesan lo que las otras personas piensan. Tú sabes cuándo estas en el camino correcto cuando tus amigos en banca rota se burlan de ti.

Salir de las deudas requiere de cambios drásticos de estilo de vida, lo que significa que tú nunca vas a tener éxito si no estás mentalmente preparado y confiado en tu decisión y así tener una paz financiera.
Saben enfocar sus metas.

¿Es obvio no? Salir de las deudas es en sí una meta bastante fuerte, así que las personas que quieren salir de la deuda tienen muy bien orientadas sus metas. Pero la clave aquí es que estas personas hacen más que simplemente ponerse metas, ellos hacen un mapa y un plan para salir de ahí. ¡Pequeñas metas que te guían para llegar a esa meta gigante que es !salir de la deuda!
Son responsables

Salir de las deudas requiere de un grado de madurez y responsabilidad, dos cualidades que se complementan con la paciencia. Y la madurez no tiene nada que ver con la edad. Algunas personas de 50 años tratan el dinero de la misma manera que lo tratan personas de 20. Simplemente usan el dinero para el presente. Cuando eres responsable, quieres salir de la deuda lo más pronto posible para así empezar a ahorrar para tu universidad, o empezar a pagar tu casa en menos tiempo.

No son materialistas.
Salir de la deuda no es tener un garaje lleno de carros y una casa con más de ocho habitaciones. El propósito es cambiar tu árbol familiar por las generaciones que vienen, ayudar a otros a través del camino. El materialismo puede afectar a cualquiera de nosotros, seamos ricos o pobres. Se trata de qué tan importantes sean las cosas para nosotros.

TEMAS


Análisis - Colombia - Experian Datacrédito - Ricos