Borrando con el codo, lo que escribió con la mano

Juan E. Saldarriaga

Desconcertados estamos todos los que pertenecemos a la industria del factoring, con la ponencia a cargo del Senador Gabriel Zapata Correa, en la Comisión Tercera Constitucional de Asuntos Económicos del Senado de la República, que busca imponer capitales mínimos a los factoring mercantiles, entre otras cosas.

Quién nos entregó la factura 'título valor', que ha permitido a las mipymes contar con un instrumento de financiación, que ha impulsado una industria que hoy provee liquidez en un volumen cercano al3% del PIB, que genera empleo a cientos de personas y tiene más de 200 actores formales atendiendo las necesidades de los empresarios colombianos de cara al TLC; pretende con su propuesta que las empresas de factoring contemos con un capital suscrito y pagado de $8.500 millones!

Restringir la libre empresa y fomentar el monopolio de unas cuantas empresas grandes, dejando el campo sólo a los bancos, que hasta ahora han demostrado poca innovación en productos de factoring, solamente logrará que menos pymes cuenten con la figura del factoring. Iniciativas como las de limitar nuestra actividad alrededor de requerimientos patrimoniales o limitar la innovación de servicios y productos, no harían mas que frenar la penetración del factoring, que gracias a nosotros los privados, es uno de los mas desarrollados de la región.

Igualmente desatinada es su propuesta de reducir a 3 días el plazo para que una factura quede en firme. ¿Qué gran pagador puede en este lapso auditar y contabilizar miles de facturas? Tratar de acelerar el proceso de aceptación de las facturas vía la aceptación tácita, tendrá el efecto contrario, llevando a los grandes pagadores a retener más facturas, contrario a lo que buscamos. También hay que decir, que no todo lo que plantea el Senador Zapata es malo: dentro de su ponencia está el obligar a los revisores fiscales a que dentro de su informe anual certifiquen el cumplimiento de la obligación de permitir la libre circulación de las facturas para su endoso.

Invito al Senador, a que nos ayude acelerando el tan esperado decreto reglamentario que nos han prometido, el cual busca darle verdadera aplicabilidad a la ley 1231. Necesitamos que el decreto aborde los problemas prácticos que suscita la aceptación y la transferencia de la factura, elimine los obstáculos en la circulación y negociación de facturas que siguen dificultando la obtención de liquidez y capital de trabajo de las Mipymes.

Es necesario pensar en la creación de herramientas que permitan la negociación masiva de las facturas y establecer de manera concertada reglas claras que permitan desarrollar la actividad del factoring bajo esquemas de transparencia, confianza y seguridad. Si aprendemos de la experiencia chilena, solamente cuando lograron definir penalizaciones a los retenedores de facturas, quitar solemnidades para configurar una factura como título ejecutivo, y facilitaron la manera en que un proveedor puede presentar una queja (en cualquier estación de policía), pudo el factoring en Chile tener su desarrollo.

Estimado Dr. Zapata, en vez de limitar, la industria por usted creada necesita temas de avanzada: como las bolsas de facturas y los custodios. Debe solucionar problemas como la logística de entrega de los originales para el pago, los endosos en documento aparte y la desmovilización o la 'desmaterialización' de las facturas, buscando llevar el factoring a la era digital. Incluir otros de formalismo como que el comprador debe imputar en su contabilidad el cambio de beneficiario en sus cuentas por pagar cuando el proveedor hace factoring, registrando a la compañía de factoring como acreedor; y la presunción de retención, donde el comprador es quien debe demostrar que no retuvo el original, y no el proveedor demostrar que éste fue retenido.

Si queremos verdaderamente dinamizar esta herramienta financiera es necesario terminar la tarea inconclusa que tuvo el Decreto 3327. Usted es la persona más indicada y conocedora de las necesidades de sus electores, necesitamos su ayuda, no para restringir sino para seguir desarrollando el factoring.

Invito tanto a todos los que hoy reciben liquidez a través del factoring a que le escribamos a Gabriel.Zapta.Correa@Senado.gov.co para que revise su ponencia y no acabe con una industria que él mismo ayudó a crear.