El blog de Yepes que se volvió lección empresarial

María Carolina Ramírez - mramirez@larepublica.com.co

Que el presidente de una compañía muestre su lado más humano no es común en estos tiempos de exigencia laboral. Sin embargo, el caso del presidente de Bancolombia, Carlos Raúl Yepes, se ha convertido en un ejemplo empresarial, toda vez que promueve una conducta ética en los negocios.

Aprovecharse de los demás resulta una tarea fácil, pero el ser descubierto es sin duda el temor de la mayoría de personas que suelen tener conductas reprochables.

Hace unos días, Yepes envió un correo masivo a los empleados del banco más importante del país, en el que hizo un llamado de atención a tener conductas coherentes con el perfil de la entidad y a no aprovecharse de los errores ajenos. (VER BLOG)

Para el asesor de comunicación organizacional, Luis Fernando Martín, 'el impacto de este tipo de comunicaciones es positivo. Cuanto el Presidente de la entidad hace este llamado en donde dice que se debe trabajar desde los valores y desde la ética tiene una fuerte repercusión en los empleados'.

Y es que este caso toma una mayor importancia debido al tipo de entidad que es. El hecho de que algunos de los trabajadores de un banco, entidad en la que los clientes confían, actuaran de manera irresponsable y se aprovecharan de una situación, sugiere un gran número de preguntas sobre su desempeño laboral.

'Si yo fuera el Presidente sí estaría pendiente de que mis funcionarios demuestren comportamientos éticos. Desde el punto de vista empresarial genera un gran impacto, ya que yo como cliente de un banco veo que si así actúan los trabajadores podría pensar que el trabajo que hacen con mi dinero puede ser también irregular', dice Martín. Debido a esta particularidad, expertos aseguran que la comunicación enviada por Yepes debe manejarse con cautela para que cumpla el verdadero objetivo de promover una conducta ética y no que se convierta en una situación que lo ponga en controversia.

Aún así, esta comunicación que ahora hace parte de una cadena de correos entre ejecutivos ha sido tomada como una lección y sin duda tendrá una mayor trascendencia que la que pensaba que podía tenerse cuando Yepes se animó a escribirla.

Este caso demuestra el interés de los empresarios por inculcar valores a sus empleados y que estos los transmitan en sus actuaciones del día a día. En un mundo donde cada quien se preocupa por hacer sus trabajo y obtener su remuneración es importante que desde las directivas se esté recalcando el tema de hacer las cosas siguiendo principios y valores.

Este tipo de conductas también son incluidas en los programas de Responsabilidad Social Empresarial. Estos no sólo son de puertas para afuera sino que deben implementarse en el interior de las empresas, de acuerdo con los expertos.

No se trata solo de reciclar, hacer uso racional de los residuos sino de crear un ambiente laboral adecuado donde si se percatan de un error sepan corregirlo y no sacarle provecho.

Yepes dice en su mensaje: '¿Qué pasaría si fuera alguno de nosotros quien cometiera un error en el ofrecimiento de un producto? ¿Esperaríamos la comprensión y el apoyo de los clientes? ¿O veríamos como normal que se aprovecharan de nuestro error? Siempre tenemos que ponernos en los zapatos del otro. Ya lo dice el reconocido adagio popular: 'no le hagas a los demás lo que no quieres que te hagan'.

'Cuando se ponen comportamientos éticos por encima de otros, tiene un buena recepción siempre y cuando la organización también tenga un comportamiento ético, que si yo hago un llamado de atención debe comenzar en casa', dice el especialista.

De esta manera, los empresarios contribuyen a la formación laboral de sus empleados, además que inculcan valores que aunque ya deberían estar inmersos muchas veces deben recordarse.

¿Cómo es la Responsabilidad Social en la banca?
Según María Mercedes Cuéllar, presidenta de Asobancaria, el concepto de responsabilidad social ha evolucionado hacia un compromiso integral que exige 'ejercer bien la actividad bancaria'. Esto implica encontrar soluciones innovadoras para desarrollar productos y servicios ajustados a las necesidades de los consumidores financieros. En el entorno colombiano, la responsabilidad social también conlleva la promoción de la calidad en la atención y servicio al público, el cuidado del medio ambiente, la generación de empleo en condiciones laborales dignas y la inversión social. La relación existente entre una actividad bancaria bien ejercida y una mejor calidad de vida es incuestionable.