Intención de adquirir créditos está en los puntos más bajos de los últimos dos años

Colprensa

La confianza en la economía mejora, pero los colombianos no se quieren endeudar

Andrés Venegas Loaiza - avenegas@larepublica.com.co

Pese a que un mayor número de colombianos piensa que la economía del país va mejorando, en comparación a mayo, esto no se ha visto evidenciado en una mayor intención de endeudamiento. Así lo revela el informe ‘Índice de confianza, percepción situación económica’, elaborado por la dirección ejecutiva de estudios económicos de Seguros Bolívar.

Entre 5.332 personas que respondieron la encuesta elaborada por la entidad, solamente 11,2% respondió afirmativamente a la pregunta: ¿considera que es un buen momento para adquirir una obligación financiera?; demostrando la baja intención de endeudamiento de los nacionales.

Esta cifra apenas muestra una caída en un punto básico con relación a la alcanzada en el mes anterior; sin embargo, se ubica entre los cuatro indicadores más bajos de los últimos dos años (ver gráfico) y representa un puntaje menor al porcentaje promedio de 12,6%.

Andrés Langebaek, director de estudios económicos Seguros Bolívar, quien dirigió el informe; comentó que en Colombia “es más la gente que tiene una cuenta de ahorro frente a aquella que tiene créditos”, y explicó que “ tradicionalmente la mayor parte de los colombianos está vinculada al sector financiero por medio de ahorros en vez de endeudamiento”.

El analista explicó que la baja intención de endeudamiento “puede estar relacionada con la percepción que tiene la gente sobre la confianza económica, y la perspectiva de la situación de empleo en el país”.

En este sentido el informe revela que mientras en mayo el indicador de los encuestados que tenían confianza en la situación económica del país generaba -24,8%, en agosto llegó a -9,5%; mostrando un mejoramiento de la percepción sobre la economía desde mitad de año.

El especialista en banca de la Universidad de Los Andes, Alfredo Barragán, comentó que esta mejoría de la percepción “se da en junio al haber tenido claro quien era el presidente, situación que desempantanó y descongeló muchos temas y que hubiese pasado sea quien sea quien hubiese ganado al tener reglas de juego claras”.

Sin embargo, el analista precisa que esto “no se ha traducido en una mayor intención de endeudamiento porque las personas están acomodando la situación y la disminución de tasas en sus proyectos, por lo que el apetito seguramente crecerá y los bienes durables son los que van a ver mayores compras”.

Langebaek se refirió a este tema revisando que “la confianza se ha mantenido relativamente alta en los últimos tres meses”, lo que califica como importante pues “ la gente adquiere bienes durables, como por ejemplo un carro y con estas acciones hace la valoración de si conservarán su empleo en los próximos meses y revisan su confianza en adquirir deuda”.

LOS CONTRASTES

  • Andrés Langebaekdirector de estudios económicos seguros Bolívar

    “Tradicionalmente los colombianos han estado vinculados al sector financiero por medio de ahorros y no por endeudamiento, esto tiene que ver con la confianza”.

Por su parte Francisco Cubillos, docente universitario experto en finanzas, comentó que “la intención de adquirir un crédito muestra más que todo una posición conservadora de la gente” ya que “aunque los bancos ofrecen créditos con menos trámites la gente no quiere endeudarse a no ser que sea necesario; mejor ahorran”.

El director del estudio mencionó que “el año pasado el crecimiento del IVA hizo caer la confianza, tema que ya se descontó”. Al ser consultado por las propuestas de impuestos actuales opinó que “eventualmente podrían volver a bajar la confianza; sin embargo, habrá que ver la forma como esto se va implementar por el Ministerio de Hacienda para devolverlos a los de menos recursos”.

Cubillos se pronunció diciendo que en “impuestos como el de la canasta familiar terminan grabando a la clase media que recibe este tipo de impactos en vez de luchar contra la evasión”, y añadió que “ahí está lo perverso de la propuesta”.

El mejoramiento en los niveles de percepción

A aunque agosto vio una caída frente al mes anterior en el indicador de confianza al pasar de -4,2% en julio a -9,5%; los últimos tres meses muestran resultados más positivos que la primera mitad del año, previa a elecciones. En mayo este indicador presentaba -24,8% antes de dar el salto a -5,4% en junio; siendo enero el que presentó un mejor indicador en la primera mitad de 2018 al alcanzar -18,8%. En la última revisión de la encuesta, 12,6% opinó que su confianza en la economía ha mejorado.

TEMAS


tarjeta débito - Tarjetas de crédito - tarjeta de crédito - Las tarjetas de crédito Black - errores al usar la tarjeta de crédito - Deuda