Máximos históricos para el Igbc en 2012 prevén los expertos en el mercado bursatil

Felipe Campos Salazar

Desde mediados de mayo de 2011 publicamos un artículo en La República recomendando vender acciones colombianas con una meta en el Igbc de 11.500, en ese momento el índice se encontraba en 15.000 puntos. Nuestra estimación estuvo cerca.

El Igbc alcanzó su mínimo en noviembre 2011 en los 12.100 puntos y desde entonces se ha valorizado 17%. Ahora vamos a cambiar de dirección. No solo pensamos que ya terminó el periodo de caída en las acciones locales, sino que esperamos que el índice alcance sus máximos históricos de los 16.500 puntos durante la primera mitad de este año.

Nuestro argumento principal es el optimismo global derivado de las políticas de liquidez mundiales. Podríamos dedicar unos párrafos a convencerlos de que las acciones colombianas están baratas. No obstante, dado que la incertidumbre global fue la única razón detrás de la desvalorización emergente y colombiana en el periodo Nov/10-Nov/11, creemos que la recuperación mundial será razón suficiente para que la región recupere el terreno perdido.

Desde finales del año pasado el entorno internacional cambió drásticamente. Si bien una de las razones fue la mejora gradual de los indicadores económicos en EE.UU., el motivo fundamental del nuevo apetito por riesgo ha sido la política expansiva de parte de la banca central mundial. La FED lleva meses anunciando una nueva ronda de compra de bonos hipotecarios (QE3), el BCE redujo tasas de intervención y está prestando a 3 años a tasas de 1% (Ltro). Asimismo, se espera que los bancos centrales de China, Brasil, México y Perú entre otros, continúen reduciendo tasas en 2012.

En definitiva, el primer semestre se va a caracterizar por una oleada de liquidez mundial buscando activos de riesgo y enero acaba de ser una pequeña muestra de cómo reaccionan los activos bajo estas condiciones. Al cierre del mes pasado las acciones emergentes fueron la inversión líder con un retorno promedio de +11.5%, seguida por bolsas desarrolladas (+5%), bonos extranjeros indexados a la inflación (+4.3%), commodities (+2.5%), bonos emergentes (+1.3%) y tesoros americanos (+0.9%). En este sentido, Argentina, Brasil y Perú se ubicaron en el top 10 mundial de bolsas con retornos entre 10% y 15%. Colombia no se quedó atrás con +9% en el Igbc y +5% en el Colcap.

Este renovado interés por acciones también tiene una raíz fundamental. El sector corporativo tanto en Colombia como en gran parte del mundo alcanzó cifras récord de utilidades durante el 2011. Esto al tiempo que el precio de las compañías se debilitaba frente a un escenario de catástrofe europea. El positivismo actual es un reconocimiento de esta divergencia, la cual es aún más grande en países como el nuestro en donde ni las compañías ni los individuos han sentido los efectos de la crisis.

Para terminar, creemos que la dinámica 2012 de las acciones globales se va a centrar en recuperar el año perdido, una tarea que las acciones americanas acaban de lograr (Nasdaq, Dow Jones y SP500). Perú y Brasil iniciaron el movimiento con el Igbvl a sólo 4% y el Bovespa a 11%. Un poco más lejos pero acelerando el paso tenemos al Ipsa de Chile a 15% y el Igbc a 17%. Este camino es mucho más significativo para Latinoamérica ya que implica volver a los niveles más altos de toda nuestra historia, confirmando que pese a un 2011 bastante complicado seguimos siendo uno de los mercados más rentables del mundo.

Un poco de fundamentales sobre el índice
Colombia ha estado barata desde hace mucho tiempo. Asumiendo que se alcancen los 16.500 en el Igbc y un aumento en las utilidades 2012 similar a las del año pasado (+30%), la relación precio/utilidades (RPG) de la bolsa pasaría de niveles actuales de 16 a 14. Históricamente el RPG ha variado entre 12 y 20. Es decir, incluso después de alcanzar máximos históricos el Igbc estaría en niveles atractivos de compra.