Para asegurarse el Baloto necesitaría $44.000 millones

Stephanny Pérez - sperez@larepublica.com.co

El Baloto ya tiene un acumulado de $100.000 millones. Un monto que indudablemente la hace la lotería más apetecida por los colombianos, e incita a muchos que no acostumbran a apostar a comprar un boleto y participar.

Esa generosa cifra es la segunda más grande entre las loterías de Latinoamérica. No obstante, cabe decir que las probabilidades de ganar son de 0,00000012%. El dato es resultado de dividir uno sobre las 8.145.060 combinaciones posibles; número que se obtiene al asociar el universo, es decir los 45 números que participan, y la elección a la cual tiene derecho el jugador, que es una combinación de 6 de estos números, sin posibilidad de repetirlos.

En otras palabras, es más fácil que un rayo lo mate dos veces, ya que la probabilidad de que esto suceda es de una en tres millones.

Pese a que la probabilidad de ganar el Baloto raya en lo absurdo, la suma es suficientemente apetitosa. La manera de garantizar ganárselo sería comprar todas las combinaciones posibles, aunque no resultaría tan buen negocio puesto que la suma necesaria no dista mucho del premio mayor. Al multiplicar las 8,1 millones de combinaciones por el precio del boleto, $5.500, la inversión para asegurarse de llevárselo ascendería a $44.000 millones.

Aunque esto parece indicar que ganárselo es imposible, no lo es. Según fuentes de Gtech, compañía administradora del Baloto, en los 11 años que lleva en el mercado han sido 46 los afortunados en llevarse el premio mayor, en 43 sorteos. A pesar de que la posibilidad de terminar multimillonario es lejana, como afirma el analista de Acciones y Valores Christian Lancheros, cabe resaltar que el sábado anterior 59 boletos estuvieron a punto de ganarse los $97.000 millones que estaban en juego.

De acuerdo con datos históricos de Baloto, publicados en su página web, en los dos últimos años la compañía ha entregado $179.900 millones en premios por aciertos en las seis cifras. Es un valor que dista mucho de lo que Baloto ha entregado a quienes tienen aciertos en cifras inferiores a seis, que suma aproximadamente $911 millones.

Sin duda, el hecho de que su premio alcance en estos momentos un valor histórico, no significa que ahora vaya a ser más atractivo el Baloto. En su recorrido a través de los años, aunque el valor del acumulado varíe siempre ha mantenido el nivel de participantes. Una de las características que más credibilidad genera en sus usuarios. Según la entidad, “en el país el primer acumulado histórico de Baloto se obtuvo en el segundo año de operación, con $42.000 millones; el segundo récord se logró seis años más tarde cuando la cifra ascendió a $44.000 millones. Este monto sólo fue superado cuando llegó a $45.000 millones un año después. Pasaron tres años para alcanzar lo que se considera el primer gran acumulado de $74.000 millones en 2011, premio que superó la cifra del año inmediatamente anterior, en casi un 64%”.

Y es que llegar a los $100.000 millones no es solo una cifra soñada, sino también la consecuencia de la “Balotomanía”, en la cual actualmente participan tres millones de colombianos por semana.

Ambición de los colombiano

Estudios de consumo, han revelado que los jugos de azar son un componente clave en los egresos de los colombianos, considerados tradicionalmente apostadores. Tanto así que para el presidente de la firma Raddar, Camilo Herrera, estos ya son elementos de la canasta familiar.

“El Dane considera a los juegos de azar como parte de la canasta familiar, de medición del IPC. En este aspecto los hogares se gastaron en 2011, $801.000 millones; es decir que los hogares destinaron el 0,2% de las compras para consumir en ello”. Lo anterior pone en evidencia que tal y como lo expresó el analista de mercados de Acierto, Germán Gómez, “el colombiano es apostador por naturaleza, y si se trata de una cifra que asciende y tiene más valor, les parecerá más atractivo, si se tiene en cuenta el valor que tiene el tiquete”.

El analista agrega que cada habitante del país tiende a asignar un rubro para el juego, que según cifras del Centro Nacional de Consultoria en un estudio realizado a Etesa, es de $95.121 mensuales.

Ese mismo estudio, publicado por el diario El País de Cali, señala que el 60% de los colombianos participan en juegos de azar.

Es cierto que el acumulado del Baloto atrae más jugadores, pero el aumento de participantes no reduce la probabilidad de ganar. Eso es un mito, según los analistas. Explican que el número de oportunidades es el mismo, pues no funciona como una rifa con número único. Al final, el premio se lo puede llevar cualquiera que tenga $5.500 y un gran golpe de suerte.

Hay quienes nunca se enteran de que han ganado

De acuerdo con un reportaje elaborado por el diario El país de Cali, aunque el sueño de ganarse la lotería es de la mayoría de los colombianos, hasta hace tres años $20.000 millones en premios no se habían hecho efectivos. Según el informe, alrededor de $12.000 millones de este monto total corresponden a loterías y juegos de chance en el país, mientras que el valor restante, correspondía al juego del Baloto. “Este es un fenómeno inverosímil en un país de apostadores, donde diariamente millones de personas buscan los juegos de azar como cura al mal de pobreza”, destaca el reportaje. Un caso memorable es el ocurrido en 2004, cuyo premio de $1.100 millones no fue reclamado.

Las opiniones

Jhonatan Parra
Analista económico de SMB Capital

“Así la inversión sea muy grande en Baloto, no debería ser catalogado como un elemento de canasta familiar, pues de ello no depende la economía”.

Camilo Herrera
Presidente de Raddar

“En juegos de azar los hogares se gastaron en 2011, $801.000 millones, lo cual representa el 0,2% de las compras que realizaron los hogares”.

Christian Lancheros
Analista de Acciones y Valores

“Vemos que la posibilidad de ganarse el Baloto sigue siendo lejana, es complicado. Comprar todas las combinaciones requiere de $44.000 millones”.