Revolcón en las acciones tecnológicas luego del pleito entre Samsung y Apple

María Carolina Ramírez - mramirez@larepublica.com.co

Luego de la disputa judicial entre Apple Inc y Samsung por unas patentes donde la empresa estadounidense salió como ganadora, las acciones tecnológicas, especialmente de telefonía móvil sufrieron un gran revolcón.

Las acciones de Samsung cayeron alrededor de un 7,45% el lunes, lo que suponen una pérdida de US$12.000 millones de dólares. La gran victoria para Apple en una demanda patentes de EE.UU, se expresó en la preocupación de los inversionistas por el negocio de Samsung en los teléfonos inteligentes.

Los títulos de la compañía, que ahora es la mayor firma mundial de tecnología por ingresos, cayeron hasta un 7,45%, su mayor caída porcentual diaria en casi cuatro años, a la cifra de 1.177.000 coreanos (799 euros), frente a una caída del 0,2% en el mercado en general.

El volumen de las transacciones realizadas en la Bolsa de Seúl fue alto, más del doble de promedio diario de la semana pasada en las primeras operaciones del lunes.

Por su parte, títulos de Nokia y Research In Motion Ltd, RIM, presentaron un comportamiento favorable. Al cierre de la sesión en la Bolsa de Helsinki donde se cotiza Nokia, el título subió 7,7% y se cotizó a 2,68 euros, su nivel más alto desde finales del pasado abril. Nokia es actualmente el segundo mayor fabricante mundial de teléfonos móviles con una cuota de mercado del 19,9 %, por detrás de Samsung, líder global con el 21,6 %, pero muy por encima de Apple, con el 6,9 % de las ventas totales, según cifras de la consultora tecnológica Gartner.

En cuanto a la gran ganadora del mercado, Apple, al inicio de la jornada en Wall Street, lograba una ganancia de 2,04%, a US$676,94. Al finalizar la sesión la acción de Apple logró un aumento de 1,85% a US$680,87, nuevo máximo histórico para el título de la empresa.

Por ahora se espera la apelación que prepara Samsung a la sentencia de pago de US$1.000 millones a su competencia. Sus directivas dijeron que el veredicto no debe ser visto “como un triunfo de Apple”, sino como un problema para el consumidor en EE.UU. que tendrá “un menor número de opciones, menos innovación y precios potencialmente más altos”.

TEMAS


Apple - Samsung