Superfinanciera, pendiente de autorizar más de $1,7 billones en bonos ordinarios

María Carolina Ramírez - mramirez@larepublica.com.co

Continúa la euforia por la emisión de deuda corporativa en Colombia. En el mercado no solo hay un gran apetito entre los inversionistas que han demandado favorablemente las ofertas de bonos, sino que cada vez más empresas se suman a la lista de emisores.

Según el informe de la Superintendencia Financiera de ofertas públicas en trámite para la semana del 10 al 14 de septiembre, hay seis entidades que esperan autorización para emitir deuda corporativa.

Entre estas se encuentran Gas Natural, Gases de Occidente, Promigas, Alpina, Surtidora de Gas del Caribe y el Fideicomiso de pagarés Municipio de Cali. Entre estos posibles emisores se suma deuda por $1,71 billones.

Promigas sería la compañía del sector real que más colocaría con un total de $580.000 millones. De esta información, cabe resaltar que entre las solicitudes pendientes no hay ninguna empresa del sector financiero, pese a que su participación en las emisiones ha sido muy activa en lo que va del año, colocando $3,57 billones en el mercado.

Para Eduardo Bolaños, analista de Asesores en Valores, “en este momento hay una ventaja para los emisores y es que estamos en una coyuntura de tasas de interés bajas, no solo las del Emisor sino las que pide el mercado a la deuda colombiana”.

Dichas disminuciones, según el analista, están justificadas por la mejora del outlook crediticio de Colombia, el crecimiento económico y la buena liquidez en el mercado.

Es precisamente este último factor el que más ha impulsado el interés por la renta fija, y a su vez, a las empresas a financiarse por medio de este mecanismo. “Para las compañías significa que pueden recoger deuda de tasas altas y reemplazarla por tasas más bajas”, explica Bolaños.

Sobre la posibilidad de aprobación de la Superintendencia, los analistas aseguran que en su mayoría el ente de control les da el visto bueno, lo que hay que tener en cuenta es la decisión del emisor de colocar en este año o en 2013.

Uno de los aspectos que también se puede resaltar en la colocación de bonos ordinarios es el apetito del mercado. Según el director de investigaciones económicas de Profesionales de Bolsa, Diego Ochoa, “el apetito por papeles indexados al IPC es muy importante, ya que el mercado espera que el efecto del fenómeno de “El Niño” suba los niveles de inflación, lo que significa mayores rentabilidades”.

En cuanto a los bonos indexados al IBR, Ochoa asegura que es más usada en el sector financiero porque estas entidades pueden nivelar todos sus pasivos a este indicador. Tradicionalmente, el sector financiero es el participante más activo en las emisiones de deuda; sin embargo, el sector real se ha vuelto llamativo porque ayuda diversificar los portafolios de los inversionistas.

A estas próximas emisiones se espera también la autorización de la emisión de bonos y papeles comerciales de Ecopetrol, por $3 billones, que de acuerdo con el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, se realizaría este año, impulsando aún más el mercado.

En dos años se han creado 23 entidades

Durante su audiencia pública de rendición de cuentas, la Superintendencia Financiera destacó la confianza en el sistema financiero colombiano, lo que se refleja en el surgimiento de nuevas entidades. Es así como, entre 2010 y 2012, la Superfinanciera ha autorizado un total de 23 constituciones y 20 procesos de reorganización y actualmente hacen trámite ante la Entidad 10 solicitudes de constitución de nuevas entidades y 11 de reorganización, lo que significa que vendrá nueva competencia al sector.

Las opiniones

Eduardo Bolaños
Analista de renta fija de Asesores en Valores

“Para las empresas es una gran oportunidad de salir de deuda con altas tasas y reemplazarla por una con tasas bajas. Este es el momento para las emisiones”.

Diego Ochoa
Director de investigaciones económicas de Profesionales de Bolsa

“El apetito por los papeles indexados al IPC sigue siendo mayor, dada la expectativa inflacionaria del mercado. El sector real se muestra como un buen colocador”.

TEMAS


Superfinanciera