Vendan en verano y váyanse de vacaciones

Felipe Campos Salazar

Frases de la sabiduría popular financiera de EE.UU. como ‘sell in may and go away’ (vendan en mayo y váyanse de vacaciones) o ‘buy when it snows, sell when it goes’ (compren en invierno -de octubre a febrero-) son una herramienta muy útil en el manejo de portafolios.

De hecho, lo más interesante de esta estacionalidad internacional, que al final recomienda vender en mayo y recomprar a finales de octubre, es su relevancia para el mercado colombiano.

En Alianza Valores pensamos que la estacionalidad será un factor decisivo durante mayo y parte de junio en el mercado de acciones local. En este sentido, creemos que tendremos una corrección a la baja importante (entre 5% y 10% de desvalorización) durante mayo y junio. Sin embargo esto sería una corrección temporal y continuamos esperando máximos históricos en el Igbc/Colcap para fin de año (+10% desde los precios actuales).

Para empezar hablemos de la estacionalidad en el mercado americano y tres factores que vale la pena mencionar. Primero está el largo plazo.

En los últimos 50 años un inversionista que hubiera comprado en todos los noviembres y vendido en abril tendría a 2010 una rentabilidad 20 veces mayor que quien durante el mismo periodo compró en mayo y vendió en octubre. En segundo lugar está la estacionalidad en año de elecciones. Estudios que incorporan datos desde 1928 muestran que en años de elecciones presidenciales (cada 4 años) y/o de congreso (cada 2 años) el mercado bursátil tiende a tener un verano de desvalorizaciones importantes. Estos trabajos también muestran que los meses de julio y agosto son positivos, lo cual es parte de nuestra visión. Para terminar los veranos pasados (2010 y 2011) mostraron caídas en el S&P 500 cercanas a 20%. Esto debido a que la FED en ambos años terminó sus políticas de liquidez en junio y solo las reanudó hasta septiembre. Por ahora todo indica que este comportamiento se va a repetir en el 2012.

La estacionalidad en Colombia es mucho más fuerte de lo que cualquiera se puede imaginar. Si un inversionista hubiera comprado Igbc/Colcap por periodos de seis meses (Ej: compra en enero y venta en junio de cada año), las compras entre junio y noviembre ofrecerían una rentabilidad 2 veces mayor que las hechas entre diciembre y mayo.

De hecho, mayo es especial. Es el único mes que en promedio ha tenido una rentabilidad negativa en la historia de la bolsa colombiana Desde 2004, mayo ha tenido un comportamiento negativo en 2004, 2005, 2006, 2007 y 2010. Los únicos años positivos fueron 2008 (+3%), 2009 (+11%) y 2011 (+4%). El buen comportamiento de este año es un elemento más que fortalece la hipótesis de un segundo trimestre de corrección.

El primer trimestre del 2012 reportó un retorno de 11% lo cual lo ubica en el mejor trimestre desde el 2006 y soporta la idea de una toma de ganancias.

Analizando los últimos 9 años del Colcap, 5 tuvieron un primer trimestre positivo y solo uno de estos reportó mayo positivo (2009: 1er trimestre +3%, mayo +11%). De hecho, desde 2003 los mejores primeros trimestres en el Colcap han sido seguidos por correcciones importantes en mayo. En 2004 (1er trimestre + 39%, mayo -11%) y en el 2006 (1er trimestre + 17%, mayo -11%).

Para terminar rescatemos los aspectos positivos del análisis estacional. Desde el año 2003 hasta el 2011 cada vez que se tiene un retorno negativo durante mayo para el Colcap, el año termina con rendimientos positivos.

Esto respalda la idea de que la estacionalidad y las caídas de verano son solo una toma de ganancias entre dos trimestres altamente rentables (el primero y el último). De hecho, los mejores años en la historia del Colcap (2004 +68% y 2005 +78%) reportaron un mes de mayo negativo.

TEMAS


Bolsas