A pesar de la crisis, emisores latinos no cambiarían sus políticas

Reuters

Este año las economías de América Latina crecerán a un ritmo menor al previsto inicialmente, pero un sondeo de Reuters mostró que eso no significa que los bancos centrales de la región sigan el ejemplo de Brasil y tomen medidas agresivas para estimular el crecimiento.

Incluso con la inflación controlada en la mayoría de los grandes países de América Latina, un esperado repunte en la actividad probablemente congele los recortes en las tasas. Aun así, el sondeo entre 76 economistas mostró que la región es vulnerable a la actual ralentización global.

Se anticipa que Brasil tendrá el peor ritmo de crecimiento entre sus pares, con una expansión de apenas un 2,0% el 2012, según la mediana de 40 pronósticos.

Los analistas también rebajaron sus previsiones de crecimiento para Colombia y Argentina, aunque en un menor nivel.

A medida que la debilidad en la demanda global asola las perspectivas de crecimiento dentro de América Latina, los bancos centrales desde Colombia a Chile exhiben cada vez más indicios de un posible contraataque.

Pero el tipo de recortes profundos en las tasas que se observa en Brasil -donde ya están en un histórico de 8%- todavía no son la visión de mayoría. Se espera que los bancos centrales de México y Colombia mantengan sus medidas hasta el final del 2013.