Acreedores de bonos de deuda griegos, que no aceptaron, canje demandarán

Reuters

Una pequeña minoría de inversionistas está preparada para una batalla legal sobre US$$12.000 millones en bonos griegos emitidos bajo leyes extranjeras, en un esfuerzo por asegurar un mejor acuerdo al ofrecido en el canje de bonos de Grecia.

Grecia declaró la victoria en la mayor reestructuración de bonos soberanos, que le permitió eliminar más de la mitad de los US$270.000 millones de su deuda en manos de sus acreedores privados.

Una minoría del 4,3% se quedó fuera. Grecia extendió el plazo para que acepten la oferta hasta el 23 de marzo, en un intento por evitar costosas batallas judiciales.

Algunos fondos de cobertura creen que encontraron un vacío legal para obligar a Grecia a pagarles más de lo que le ofrecieron a los otros inversionistas, dijeron a Reuters fuentes cercanas al tema, y el enfrentamiento parece encaminado a intensificarse.

La mayoría de los inversionistas aceptaron las pérdidas de unos tres cuartos de sus tenencias, canjeándo los bonos por nuevos papeles a 30 años que tendrán tasas de interés más bajas. Debido a la escala de aceptación, Grecia podrá englobar a los otros tenedores de bonos bajo leyes locales y obligarlos a aceptar el canje.

No obstante, los tenedores de bonos bajo leyes inglesas y de otros países no pueden ser obligados a participar y poseen el 14% de los bonos.

TEMAS


Bonos - Deuda