Compra de bonos de Estados Unidos por parte de Brasil registra fuerte aumento

Tenencias de bonos, notas y letras estadounidenses de Brasil crecieron en US$29.200 millones en los primeros tres meses de 2018

Bloomberg

China seguramente acaparará los titulares después de que el gobierno de Estados Unidos publique nuevas cifras sobre la propiedad de la deuda externa el viernes, pero vale la pena tener un ojo en un país cuya suerte en la Copa Mundial atrae la atención tanto como cualquier otra cosa: Brasil.

Las tenencias de bonos, notas y letras estadounidenses de Brasil crecieron en US$29.200 millones en los primeros tres meses de 2018, el mayor aumento de cualquier país, alcanzando un récord de US$286.000 millones en marzo, según datos del Departamento del Tesoro. Eso es más que el total combinado del Reino Unido e India, los siguientes mayores compradores netos, mientras que el mayor acreedor extranjero de Estados Unidos, China, agregó solo US$2.800 millones a su total durante el mismo período.

Brasil, cuyo equipo nacional es actualmente el favorito de los apostadores para el torneo de la Copa del Mundo en Rusia, puede ver una continuación de la tendencia alcista de sus tenencias del Tesoro, con su acumulación de reservas extranjeras altas en dólares creciendo en casi US$3.000 millones en abril y mayo. El Tesoro de Estados Unidos publicará cifras a las 4 p.m. en Washington sobre las tenencias de abril, un período en el que el rendimiento de la deuda de referencia del Tesoro subió más de 21 puntos básicos en camino a un máximo de varios años sobre el 3,1% al mes siguiente.

“Dada el alza en los rendimientos, eso podría sugerir un aumento en el apetito por los bonos del Tesoro de EE.UU.” por parte de los inversionistas brasileños, dijo Mauricio Oreng, estratega en Rabobank en Sao Paulo.

Las preocupaciones sobre la fortaleza del dólar también pueden estar impulsando la demanda brasileña por deuda de EE.UU. como una cobertura parcial contra el repunte del dólar, de acuerdo con James Gulbrandsen de NCH Capital. El real brasileño se ha debilitado alrededor del 12% frente al dólar en 2018 ante el pesimismo sobre la economía doméstica y la incertidumbre política antes de las elecciones presidenciales de octubre.

Las monedas de mercados emergentes “fueron golpeadas bastante fuerte en febrero y marzo”, dijo Gulbrandsen, con sede en Río de Janeiro, quien ayuda a supervisar US$3.500 millones. “Puede que les haya preocupado algo que llegara a Brasil”.

TEMAS


Brasil - Bolsas - Bonos del Tesoro - Bonos - Estados unidos - Guerra Comercial Trump