La confianza de los consumidores en EE.UU. llega a máximos de 14 años

Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, durante el Foro Económico Mundial en Davos. Bloomberg

La percepción de condiciones actuales está en su mayor nivel desde 1946.

Diario Financiero

Según una encuesta de la Universidad de Michigan, el indicador aumentó tras el crecimiento de los ingresos por la rebaja tributaria que impulsó el presidente Donald Trump. La percepción de condiciones actuales está en su mayor nivel desde 1.946.

La confianza de los consumidores estadounidenses anotó un salto inesperado en marzo, según reportó hoy una encuesta de la Universidad de Michigan. El indicador subió a 102 puntos, muy por sobre las proyecciones de economistas que apuntaban a 99,3 puntos y superando la lectura de febrero, de 99,7 puntos. Se trata, además, del mayor nivel de los últimos catorce años.

El avance llega después de que entraran en vigencia los recortes tributarios impulsados por el presidente Donald Trump, cuyo Partido Republicano logró en diciembre aprobar un recorte de más de diez puntos a la tasa impositiva de las empresas en el país.

Ello mejoraría los ingresos familiares. El director del equipo que realiza el sondeo, Richard Curtin, advirtió que “aunque los consumidores esperan un avance en sus ingresos, la encuesta de marzo halló que el tamaño de ese aumento esperado retornó a los mínimos registrados el año pasado”. En el estudio, la percepción de las condiciones actuales, que mide la sensación financiera de los estadounidenses, subió a 122,8 puntos, su mayor nivel desde que el estudio comenzó a realizarse en 1.946, desde  1.149 reportado en febrero.

El crecimiento de la confianza podría impulsar el gasto de los consumidores, que representa más de dos tercios de la economía estadounidense. Ello, a su vez, daría espacio a las empresas para aumentar los precios al consumidor, un impulso que daría confianza a la Fed para volver a subir la tasa. La confianza de los consumidores se conoció horas después que la Fed entregara datos sobre la producción industrial en febrero, que creció a una tasa de 1,1%, tras una contracción de 0,3% el mes anterior. Un análisis de Bloomberg apunta a que la reactivación en el sector fabril “es una señal de que el impulso económico subyacente está acelerándose”.

TEMAS


Estados unidos - FED - Donald Trump - Análisis de Bloomberg