Francia y Alemania no pudieron evitar caída en la zona euro

Rogelio Vélez - rvelez@larepublica.com.co

La resistencia de Alemania y Francia a caer en una recesión no fue suficiente para impedir que el resto del bloque de países del euro lo hiciera de nuevo. La zona se contrajo 0,4% en el segundo trimestre del año, dejando atrás el crecimiento nulo que reportó en los primeros tres meses, según datos de la agencia de estadística de la Unión Europea (UE).

Las dos economías más grandes de la zona euro se salvaron de reportar una contracción en su Producto Interno Bruto, pero Alemania redujo su expansión a 0,3%, mientras que Francia acumuló su tercer periodo en crecimiento al 0%.

El contrapeso negativo lo hicieron las naciones de la periferia, las cuales confirmaron la mala situación de Europa. España, Italia, Portugal y Grecia, los países que más problemas presentan en sus finanzas, sigue reduciendo sus economías y ya acumulan nueve meses así.

Los datos muestra que 6 de los 17 países de la zona (los otros son Malta y Chipre) están en una recesión confirmada, acumulando dos periodos en cifras rojas.

Con todo esto, las naciones de la moneda común cayeron 0,4% entre abril y junio, desde el 0% registrado de enero a marzo. El último trimestre del año pasado, los países se contrajeron 0,3%.

Para los analistas, esta caída del PIB confirma que la zona ya está en recesión. Si bien no se cumple con la definición técnica de acumular dos trimestres en números negativos, la zona euro completa tnueve meses sin resultados positivos.

“Con esto se confirma la recesión en Europa, pues son tres trimestres consecutivos con cifras negativas o a cero, pero esto ya no es sorprendente”, dijo Santiago Melo, analista de Alianza Valores.

“Para nadie es un secreto que Europa está en momentos difíciles y lo va a estar por más tiempo, porque su problemas son estructurales”, agregó.

Las esperanzas de crecimiento siguen puestas sobre Alemania. Un desglose de las cifras de crecimiento mostró que las exportaciones y el gasto del consumidor, junto con un menor desempleo impulsaron el crecimiento. Con esto, el país fue capaz de superar las expectativas que tenían los analistas, las cuales estaban en 0,1%.

“La economía alemana podría contraerse en el verano. A nivel fundamental está en buena forma, pero no puede disociarse de la recesión en la eurozona, y además la economía mundial también ha perdido velocidad”, dijo el analista Jörg Krämer economista jefe de Commerzbank a la agencia Reuters.

Por otro lado, el regalo que recibió Francois Hollande en sus 100 días como cabeza del gobierno en París fue la confirmación de que la economía francesa se mantiene sin registrar una contracción y es la única de las cinco economías más grandes de la zona que no lo ha hecho. “Es positivo que Francia no entre en crecimiento negativo, pues es uno de los motores del euro. Hay debilidad pero ha ido navegando la tormenta en cero, sin decrecer”, dijo José Fernando Restrepo, director de investigaciones de Interbolsa.

“Los retos de crecimiento de Europa son bastante altos por la debilidad de economía mundial y las medidas de austeridad que están asumiendo los países. Por eso, tomará unos años en llegar a una solución”, agregó.

Los países del euro que se han mantenido a flote en este año han sido Holanda, la quinta mayor economía de la zona, Austria, la séptima y los pequeños Eslovenia, Eslovaquia y Estonia.

Además, las cosas por fuera de la zona euro tampoco está muy bien.

Dentro de los países que hacen parte de la Unión Europea y que no utilizan la moneda común, el Reino Unido sigue su senda de contracción alcanzando 0,7% para ese trimestre, Hungría confirmó su recesión y Rumania logró salir de ella.

Los economistas dijeron que es probable que la situación empeore, y es difícil que la economía alemana desafíe a la gravedad durante mucho tiempo si no se toman medidas decisivas para abordar la crisis.

Confianza e industria bajaron

Un indicador de la confianza inversionista en Alemania cayó por sorpresa, lo que para muchos es un indicio de que están aumentando los temores de que la crisis de la Unión Europea sea el lastre del crecimiento de ese país.

Ese pesimismo quedó reflejado en el informe del instituto ZEW sobre la confianza inversionista, que mostró una contracción del optimismo económico a menos 25,5 puntos en agosto, frente a una cifra de menos 19,6 puntos el mes anterior.

Por otro lado, la producción industrial de la primera economía de la zona euro, cayó 0,8% en junio, comparado con el leve crecimiento que tuvo en mayo de este año, según cifras de Eurostat.

Las opiniones

Santiago Melo
Analista de Alianza Valores

“Con esto se confirma la recesión en Europa, pues son tres trimestres consecutivos con cifras negativas o a cero. Pero esto ya no sorprende a nadie”.

José Fernando Restrepo
Director de investigaciones de Interbolsa.

“Los retos de crecimiento que tendrá Europa son bastante altos por la debilidad de la economía mundial y las medidas de austeridad que están asumiendo los países”.

Joerg Kraemer
Economista jefe de Commerzbank

“La economía alemana podría contraerse en el verano. A nivel fundamental está en buena forma, pero no puede disociarse de la recesión en la eurozona”.

TEMAS


Alemania - Francia