Gobierno de Nicaragua ordena reanudar diálogos en busca de apaciguar protestas

Reuters

Manifestaciones han dejado 164 muertos

Reuters

El Gobierno de Nicaragua reanudó el viernes conversaciones con grupos de la sociedad civil, en busca de poner fin a dos meses de protestas antigubernamentales que han dejado 164 muertos y golpeado la economía de la nación centroamericana.

El diálogo mediado por la Iglesia Católica se retomó en medio de reportes de violencia e imágenes de televisión que mostraron a policías disparando fusiles de asalto cerca de un campus universitario en la capital, Managua.

Estudiantes universitarios han protestado contra el gobierno del presidente Daniel Ortega, que consideran totalitario. Desde que inició su segundo período en 2007, el ex guerrillero socialista ha aumentado su control sobre los tribunales, órganos electorales y la Asamblea General.

Los líderes civiles que participan en las conversaciones piden que Ortega acorte su tercer mandato consecutivo que finaliza en 2021 para aliviar las tensiones políticas.

“Hay concensos en nuestro grupo sobre la importancia de recortarle el mandato al presidente porque es una solución democrática basada en la Constitución”, dijo Juan Sebastián Chamorro, negociador de uno de los grupos a Reuters antes de que iniciaran las conversaciones.

Las protestas contra el Gobierno comenzaron a mediados de abril como reacción a una reforma al sistema de seguridad social que después se congeló, y se ampliaron para incluir demandas de justicia por las víctimas tras una violenta represión policial.

A finales de mayo, las partes no se pusieron de acuerdo en unas incipientes conversaciones y se levantaron de la mesa luego de que represión dejara decenas de fallecidos.

El Gobierno de Ortega considera que los manifestantes son vándalos financiados por grupos de derecha que buscan desestabilizar su gestión y a la economía y ha pedido que retiren cientos de barricadas que han frenado el comercio.

Miles de comerciantes y empresarios de todo el país participaron el jueves en un paro nacional de 24 horas para presionar por la renuncia del presidente. La Organización de Estados Americanos (OEA), Amnistía Internacional y otros organismos han criticado la “estrategia letal de represión” contra los manifestantes en Managua, Masaya y otras ciudades del país.

TEMAS


Nicaragua - protestas