Grecia vuelve a postergar diálogo de rescate mientras UE aumenta la presión

Bruselas_Los países de la zona euro están intentando cerrar un segundo paquete de rescate para Grecia a fines de marzo y así evitar una bancarrota, pese a los reiterados retrasos en la toma de decisiones en Atenas, según indicaron el lunes funcionarios europeos.

Las autoridades europeas quieren que el plan de ayuda de la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) se acuerde rápido y están frustradas con los líderes políticos griegos, que el lunes dijeron necesitar otro día para considerar las dolorosas condiciones del paquete.    

Las autoridades de la UE han establecido un calendario para aprobar los 130.000 millones de euros (US$170.000 millones) en ayudas a principios de marzo, en torno a la fecha de una cumbre de líderes del grupo y poco después del día previsto para completar un canje de bonos con los acreedores privados de Grecia.  
 
El calendario está ajustado, y ya ha habido retrasos. Estaba previsto que ayer comenzara una reunión de ministros de la zona euro para iniciar las preparaciones técnicas, pero ahora es probable que esto no se realice hasta más adelante esta semana, dependiendo de cuándo se tomen las ya aplazadas decisiones en Atenas.    

Eso retrasa el trabajo preparatorio, como una petición formal que debe hacerse a los países para que prometan garantías para el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (Feef), el fondo de rescate que se empleará para ayudar a Grecia. Las autoridades estiman que todas las preparaciones y la ejecución del intercambio de bonos con los acreedores llevarían al menos tres semanas.    

"No queda tiempo para preparar un paquete completo para la próxima reunión del Eurogrupo, así que básicamente la fecha límite va a ser la cumbre de líderes del 1 de marzo", dijo un diplomático de la UE.    

Mientras, la paciencia de la Comisión se está acabando. "Ya estamos más allá de los plazos límite", dijo ayer a la prensa Amadeu Altafaj, portavoz de la Comisión Europea sobre asuntos económicos y monetarios.    

"Hay que aprobar toda una serie de transacciones y acciones legales, y deben tomarse decisiones. La pelota está ahora en el lado de Grecia", afirmó.    

Por otro lado, un funcionario de la eurozona dijo que si Grecia va a recibir el dinero que necesita a tiempo -debe pagar 14.500 millones de euros en bonos el 20 de marzo- tiene que actuar con rapidez y ofrecer firmes compromisos de reformas.Eso incluye firmar un memorándum de acuerdo comprometiéndose a una serie de recortes.    

A Francia y Alemania se les agota la paciencia
La canciller alemana, Angela Merkel, dejó en claro que su paciencia se está acabando ante un acuerdo que no solo afecta a Grecia, sino que a todo el bloque monetario, que teme que una cesación de pagos golpee a economías más grandes como España e Italia. En una nueva muestra de desconfianza, Merkel dijo que ella y Sarkozy concordaron en que Grecia debe hacer un depósito en dinero para cumplir con los futuros pagos de intereses en una cuenta de confianza especial que garantice que los acreedores recibirán su pago. "Queremos que Grecia se mantenga en el euro (…) pero sus decisiones debes ser más rápidas".
 

TEMAS


Alemania - Francia - Grecia - Unión Europea