Guía de la cumbre europea: los 10 temas que centrarán el encuentro de los líderes

Ripe

La zona euro se vuelve a enfrentar a una cita clave. El Consejo Europeo se reúne hoy en Bruselas con muchos temas por concretar como el plan de rescate de la banca española, el programa para impulsar el crecimiento o la hoja de ruta de la integración fiscal.

A continuación, una guía para no perderse las cuestiones principales que centraran las conversaciones en Bruselas.

1- Pacto para el crecimiento
Los jefes de Gobierno de Alemania, Francia, Italia y España alcanzaron un compromiso el viernes pasado para impulsar el crecimiento. En la cumbre se conocerán más detalles de un plan que pretende inyectar alrededor de 130.000 millones de euros (el 1% del PIB de la UE) a través de la financiación de proyectos de infraestructuras ('proyect bonds'), una reorientación de los fondos europeos de desarrollo regional y una ampliación de capital para dar el Banco Europeo de Inversiones más capacidad de acción.

2- Hoja de ruta de la integración fiscal
La integración fiscal es una de las exigencias que la canciller alemana ha puesto sobre la mesa una y otra vez. Por su parte, François Hollande acepta esta unión pero propone que se haga de una forma progresiva en la próxima década. En la cumbre podría perfilarse parte de la hoja de ruta de cómo se irá desarrollando la integración de la política presupuestaria en los próximos diez años, aunque el presidente del Consejo Europeo Herman Van Rompuy ha asegurado que hasta diciembre no se conocerán todos los destalles.

Aun así, los líderes discutirán fórmulas para conseguir esa integración fiscal. Entre las cuestiones que están sobre la mesa destaca la creación de un superministro de Finanzas europeo con capacidad para intervenir en los presupuestos nacionales e incluso modificarlos, marcar techos de gasto y de deuda. Además, se han apuntado otros mecanismos de control como, por ejemplo, que si un país quiere emitir más deuda de la acordada conjuntamente tendría que "justificar" su decisión y "recibir autorización previa" de los demás socios, según consta en el borrador previo a la cumbre.

3- Unión bancaria: fondo de garantía de depósitos + fondo para rescatar entidades
Otro de los puntos que centrará las conversaciones de los líderes europeos es la unión bancaria. Uno de los objetivos de esta medida es romper el círculo vicioso que se está generando entre la banca con problemas y los estados más endeudados, con España como principal exponente.

Según un documento preparatorio para la cumbre, se abordarán cuestiones como el estableciendo de un supervisor bancario único europeo, un fondo de garantía de depósitos común y un solo fondo de resolución bancaria para gestionar los bancos malos de la región.

La supervisión tendría dos niveles: el europeo y el nacional, pero el primero tendría la "responsabilidad última" y por tanto la autoridad en materia de supervisión sobre "todos" los bancos, es decir más de 8.300 entidades europeas. Además, tendría poderes para intervenir de manera preventiva.

Actualmente la supervisión europea de los bancos está coordinada por la Autoridad Bancaria Europea (ABE), pero el BCE podría recibir el encargo de vigilar las entidades de la eurozona.

Respecto al mecanismo de garantía de depósitos común, el documento sugiere que es necesario que haya un fortalecimiento y una mayor integración entre los sistemas nacionales de garantía para proporcionar un respaldo más tranquilizador en toda la UE.

El sistema de garantías de depósitos también estaría supervisado a nivel europeo, al igual que el fondo europeo de resolución de bancos, cuyos recursos procederían de las propias entidades.

Los dos esquemas podrían depender de una autoridad común y el fondo de rescate permanente, el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), "podría actuar como garante presupuestario de la autoridad de resolución de garantía de depósitos", pero en ningún momento se alude a la recapitalización directa de la banca.

4- Tasa a las transacciones financieras
Alemania, Francia, Italia y España también han acordado la aplicación de una tasa sobre las transacciones financieras en Europea. Merkel argumentó el impulso de esta tasa porque los ciudadanos "tienen la impresión de que los mercados financieros han contribuido a la crisis, pero no participan lo suficiente en la solución".

Además, esta tasa podría financiar el fondo europeo para el rescate de entidades en quiebra.

5- Ayuda directa a la banca
Otra de las cuestiones que podría abordarse en la próxima reunión europea es la ayuda directa a la banca por parte del fondo de rescate. En este tema hay más polémica y Alemania ha mostrado sus reticencias. La idea sería que el futuro fondo de rescate permanente (MEDE) tuviera la posibilidad de rescatar entidades financieras directamente sin pasar por los estados. Esta opción ahora no es posible y requiere un cambio en el Tratado, por lo que su adopción llevaría un tiempo. Por esta razón, el Eurogrupo ya ha descartado esta posibilidad para el rescate bancario español, a pesar de las aspiraciones del Gobierno de Mariano Rajoy.

El comisario de Asuntos Económico, Olli Rehn, también ha aclarado esta semana que la ayuda directa a las entidades sólo será posible después de alcanzar la unión bancaria.

La meta de esta medida es que los estados soberanos no se vean contaminados por los problemas financieros de una entidad concreta.

6- Compra directa de deuda por parte del fondo de rescate
La semana pasada el presidente italiano, Mario Monti, solicitó que el fondo de rescate comprase directamente deuda italiana en el mercado secundario para asegurar la estabilidad financiera, sustituyendo así al papel que había realizado el BCE. De esta forma, se abría una nueva puerta, también para España.

La cuestión es que los tratados tanto del Feef como de su sustituto el Mede recogen esta opción de compra de bonos pero a cambio de una condicionalidad macroeconómica. Pero lo que defiende Italia y Francia es que el fondo de rescate pueda comprar deuda sin tener que invocar los procedimientos de emergencia y, por lo tanto, sin una condicionalidad especial.

7- Condiciones del segundo rescate de Grecia
Se espera que el nuevo Ejecutivo heleno acuda a la cumbre con una reclamación principal: que se renegocien los términos de su segundo plan de ayuda. Se espera que Atenas pida a la Troika que se retrase la puesta en práctica de las medidas de austeridad al menos dos años y abandonar sus planes para recortar 150.000 puestos de trabajo del sector público.

Eso sí, puede que no haya un acuerdo cerrado porque su nuevo presidente Andonis Samarás está enfermo y no podrá acudir a la reunión. Un hecho que también ha retrasado la visita de la Troika al país, que estaba previsto para hoy.

De momento, está en el aire si Grecia cobrará el tramo de 5.000 millones que estaba previsto se hiciera efectivo en junio y otros 1.000 millones pendientes de mayo, ambos parte del préstamo de 130.000 millones de euros previsto por el segundo plan de rescate.

8- Detalles del plan de ayuda a la banca española
España solicitó el lunes el plan de ayuda a la banca. Se prevé que los líderes europeos hablen de las condiciones de este rescate financiero, tales como el importe final (se basará en las recomendaciones de los evaluadores independientes que sugerían unas necesidades de capital de hasta 62.000 millones), el interés al que se prestará o el plazo del préstamo. De momento, en la conferencia del Eurogrupo previa a la cumbre se ha dejado claro que el capital saldrá del fondo temporal (Feef) mientras no se active el permanente (Mede). En este punto una de las incógnitas que todavía está por despejar es si el fondo de rescate será o no acreedor prioritario frente al resto de bonistas ante una hipotética reestructuración de la deuda española, un hecho que se ve con recelo por los inversores ya que sus bonos españoles podrían tener más riesgo.

Además, los ministros de Finanzas de la UE han asegurado que el Gobierno español será "planamente responsable" de la ayuda a su sistema financiero y que de forma paralela se vigilará que cumple con el ajuste fiscal y las reformas estructurales.

9- Eurobonos
Hollande parece que va a ser derrotado en su petición de medidas hacia la creación de eurobonos, que fueron el tema central en su debut en el escenario europeo en mayo. Las últimas declaraciones de Merkel en este sentido han sido bastante contundentes y ha asegurado que mientras esté viva la UE no compartirá totalmente la deuda.

10- Eurobonos 'light'
Otra de las propuestas lanzadas por Francia, y que este caso podría encontrar menos oposición en Alemania, son una especie de eurobonos 'light'. Se trataría de crear un fondo de amortización de deuda europea. Este instrumento (ERF, por sus siglas en inglés) tiene como objetivo mutualizar el exceso de la deuda pasada de un país que se encuentre por encima del 60% del PIB y que gestionaría el fondo hasta su amortización.

TEMAS


Europa