Habrá rescate: España pedirá ayuda para sanear sus bancos

Ripe

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha confirmado la “intención” del Gobierno de España de “solicitar” ayuda europea para recapitalizar a las entidades financieras “que tengan necesidad”.

Lo que se pide es apoyo financiero", no un rescate-país, ha matizado De Guindos en una comparecencia urgente al término de la teleconferencia del Eurogrupo, en la que ha participado junto con los ministros de Economía de la zona euro, el presidente del Eurogrupo, Jean Claude Juncker, y la directora del FMI, Christine Lagarde.

El ministro de Economía ha detallado los pilares sobre los que se apoyará la ayuda de la UE al sector financiero español. Así, ha afirmado que la cantidad solicitada, que no se cifrará hasta conocer el resultado de la evaluación de los evaluadores independientes, será la "suficiente" para recapitalizar a las entidades con problemas y habrá, además, un "margen de seguridad".

De Guindos ha evitado la confirmación de la cifra acordada por el Eurogrupo -la filtrada previamente de un máximo de 100.000 millones de euros- hasta conocerla mediante un comunicado. Tras hacerse pública la cuantía, ha aclarado que será el Gobierno español el que decida cuánto debe inyectar la Unión Europea al FROB.

Además, De Guindos ha confirmado lo que ya habían anunciado fuentes comunitarias: que la ayuda financiera al sector bancario español solo tendrá una "condicionalidad específica para el sector financiero" y no para el programa económico del Gobierno. "Las condiciones se van a imponer en el ámbito financiero, no en el ámbito económico", ha insistido De Guindos.

Por último, ha explicado que la ayuda se canalizará a través del FROB, que recibirá la cuantía a modo de "préstamo en unas condiciones muy favorables" y "actuará como agente intermediario del Gobierno y será el receptor de los fondos, antes de su desembolso".

La "gran tensión" financiera demanda ayudas adicionales
Luis de Guindos ha iniciado su comparecencia subrayando que el programa de reformas del Gobierno español "ha recibido el respaldo de nuestros socios europeos". Asimismo, ha insistido en que el sector financiero está afrontando en este momento "el mayor ejercicio de transparencia" de la democracia, reforzado, además, por la labor de los evaluadores independientes.

En este sentido, De Guindos ha matizado que "las necesides de capital son manejables", pero ha atribuido al actual momento de "gran tensión" en el mundo financiero el hecho de que estas necesidades de capital deban "completarse con los recursos adicionales". Estos recursos se traducen en la ayuda que aportará la Unión Europea.

De Guindos se ha referido también a la ayuda financiera como un punto de inflexión positivo para la prima de riesgo porque el FROB podrá financiarse en condiciones mucho más favorables de las que ha podido hacerlo hasta el momento.

Asimismo, ha asegurado que la recapitalización del sector financiero "va a favorecer la recuperación de la economía española a través de la recuperación del sector financiero y de la credibilidad de las instituciones".

A preguntas de los periodistas y tras afirmar fuentes comunitarias que sí han existido "presiones" por parte del Eurogrupo, el ministro ha descartado tales presiones. "Ni lo más mínimo", ha dicho De Guindos.

España reconoce que necesita ayuda
El Gobierno español, a través del ministro De Guindos, ha reconocido en la teleconferencia del Eurogrupo que necesita ayuda para reestructurar el sector financiero, pero quiere esperar al resultado de las auditorías independientes.

Fuentes comunitarias han avanzado al término de la teleconferencia del Eurogrupo que "el Gobierno español presentará una petición muy, muy pronto", y han anunciado que esa solicitud se producirá en la conferencia de prensa que el ministro de Economía, Luis de Guindos, ofrecerá a las 19.30 hora española.

No obstante, fuentes europeas matizan a Efe que la cifra concreta no se conocerá hasta disponer de los resultados de las auditorías independientes en curso en España, y se decidirá en otra reunión del Eurogrupo de la que aún se desconoce la fecha.

Lo que sí ha decidido hoy el Eurogrupo es que el rescate a la banca española no tendrá condiciones en la política económica del Gobierno de Mariano Rajoy, según confirman fuentes comunitarias.

Por su parte, España ha reconocido durante la teleconferencia de ministros de la zona euro que necesita ayuda para sus bancos, según fuentes comunitarias. Sin embargo, De Guindos no ha especificado la cantidad concreta y esperará para ello hasta que Oliver Wyman y Roland Berger, dos consultores independientes, entreguen su informe sobre la situación del sector financiero. Los informes se entregarán el próximo 21 de junio.