Huracán Isaac afecta actividad petrolera en el Golfo de México

Reuters

La producción petrolera estadounidense en el Golfo de México se redujo hasta casi paralizarse y las refinerías costeras y puertos recortaron sus operaciones, debido al fortalecimiento de Isaac, que se convirtió en huracán y se acercaba a la costa de Luisiana ayer.

Con gran parte de la producción petrolera de la región detenida, refinerías cerradas o funcionando a tasas reducidas, y terminales importadores claves sin operar, los temores de los operadores por una interrupción en el suministro se incrementaban.

Sin embargo, analistas del sector energético y meteorólogos dijeron que era improbable que Isaac -hasta ahora un huracán de sólo Categoría 1- causara daños significativos en las instalaciones de la industria.

“Pareciera por las actuales proyecciones que no es probable que Isaac cause grandes daños a la infraestructura y por lo tanto no debería ser como Katrina en tener un impacto en el largo plazo sobre las operaciones de refinería y sobre la producción”, dijo la experta en energía Amy Jaffe, del Instituto Baker.