Índice de confianza del consumidor en EE.UU. cayó por altos precios de la gasolina

Bloomberg

La confianza entre los consumidores de Estados Unidos cayó inesperadamente en marzo causa del 17% de incremento de la gasolina que amenaza con apretar el presupuesto de los hogares.

El índice preliminar de confianza del consumidor de marzo del Sondeo de Consumidores de Thomson Reuters y la Universidad de Michigan bajó a 74,3 desde el 75,3 visto en el reporte final de febrero, lejos del 76 que esperaban economistas en una encuesta de Reuters, porque el alza de los precios de la energía impulsaba las expectativas de inflación.

El Departamento de Trabajo de ese país dijo que el Indice de Precios al Consumidor subió un 0,4% el mes pasado tras un avance del 0,2% en enero, mientras que las presiones inflacionarias, excluyendo alimentos y energía, se mantuvieron estables.

'Sigue estando tranquilo', dijo Joe Saluzzi, uno de los gerentes de Themis Trading. 'No alteró las cosas en ningún sentido', añadió.

El índice de percepción contrasta con el Índice de Comodidad del Consumidor de Bloomberg, el cual subió la semana pasada al nivel más alto desde 2008. Esta semana se reportó que que los subsidios por desempleo bajaron, igualando un mínimo en cuatro años, y por el otro que las tiendas minoristas aumentaron sus ventas a un máximo en cinto meses.

'El aumento de la gasolina parece que es un preocupante pero no cambiará la situación', dijo Michael Gapen, un economísta de Barclays Capital, en Nueva York, quien predijo que la confianza bajaría a 74.

'Los hogares están diciendo `sí, la gasolina nos quita un poco de nuestro bolsillo pero los costos de las otras energías están más baratos y el mercado laboral parece mejor, así que la nuestras ganancias van a subir`', agregó. Las bolsas estadounidenses bajaron levemente ayer.

TEMAS


Gasolina