La crisis económica mundial aún golpea a todo el sector automotor en EE.UU.

Marcela Chacón Sierra - mchacon@larepublica.com.co

De acuerdo a los últimos informes financieros del segundo trimestre de 2012, algunas firmas del sector automotor norteamericano como General Motors, Ford y Chrysler reportaron ganancias que superaron las expectativas de los analistas, pero con un indicador anticipado de la baja demanda del consumidor en Estados Unidos y del deterioro de sus filiales en Europa.

La mayor empresa estadounidense del rubro, General Motors, informó una caída del 6%en sus ventas de julio, mientras que Ford Motor reportó un 4%. La firma más pequeña de las tres, Chrysler Group LLC , dijo que sus ventas subieron un 13%.

“La debilidad del empleo y la confusión de políticas del Gobierno en recortes de impuestos y gastos moderaron las ventas el mes pasado en GM”, dijo George Magliano, economista senior de IHS Automotive, a la agencia Reuters.

Para Omar Escorcia, analista de Bolsa en Asesores en Valores, “A pesar de que GM haya mostrado una ganancia mayor a la que estimaban los analistas, de casi un 0,74%, su acción se desvalorizó y sus resultados financieros fueron menores a los del mismo período de 2011”.

Ford ha reducido su beneficio del segundo trimestre hasta US$1.040 millones, frente a los US$2.400 millones, registrados en el mismo periodo de 2011.

“La causa de estos bajos resultados se debe a que la crisis europea tiene una fuerte incidencia en el nivel de empleo y consumo en otras regiones, como la norteamericana, la cual pasa una fase de ahorro y no a una de adquisición de bienes o servicios”, afirmó Escorcia.

Y a pesar de que Chrysler, reportó un alza de 13% en las ventas el mes pasado, y que según la empresa fue un desempeño que representó el mejor mes de julio en cinco años, incumplió con las estimaciones de los analistas.

Entre tanto, firmas de otros sectores de consumo masivo como Avon, la mayor compañía de cosméticos por venta directa, ganó un 70% menos en el trimestre, debido a pérdidas de representantes en mercados clave.

Los ingresos bajaron 9%, de US$2.660 millones a US$2.590 millones.

Para analistas de bolsa, como Juan Camilo Rojas, de Correval, “si continúa la débil confianza del consumidor y los índices de desempleo bajan lentamente, esto seguirá siendo un obstáculo, no solo para la industria automotriz, sino para el consumo en general”.

De igual modo, la multinacional Sony cayó en picada respecto al año 2011, en momentos en que la icónica marca de electrónica lidió con una débil demanda de sus televisores y dispositivos, en medio de la fuerte competencia de rivales extranjeros. Así, sus ganancias pasaron de US$141 millones en 2011 a US$80 millones en 2012.

En cambio, la tendencia de Clorox fue distinta, al aumentar sus ganancias de US$169 millones en 2011, a US$174 millones en el segundo trimestre de 2012, gracias a que un un menor gasto en publicidad y a una menor carga impositiva contrarrestaron costos mayores.

Es por eso que, según los pronósticos de los analistas, si la tendencia de ahorro en los estadounidenses cambia y las condiciones de financiamiento se vuelven accesibles a las personas, la tendencia de consumo en general podría mejorar en un mediano plazo.

La opinión

Juan Camilo Rojas
Analista de Bolsa de Correval

“El reporte de ingresos personales en EE.UU. refleja que el ingreso aumentó, pero el gasto no, lo cual habla de la tendencia de ahorro en el país”.

TEMAS


Estados unidos