Las cuatro mayores consultoras analizan ofertas iniciales de monedas

Bloomberg

El negocio de las ICO ha crecido a buen ritmo y recaudó más de US$500 millones en un solo mes el verano boreal pasado

Bloomberg

Las ofertas iniciales de monedas han recaudado miles de millones de dólares para startups y han atraído a delincuentes y autoridades de todo el mundo. Ahora, este joven mercado puede recibir ayuda de las cuatro grandes firmas de consultoría para limpiarse.

En los últimos meses, las empresas contables más grandes han comenzado —si bien cautelosamente— a ofrecer servicios especializados en el riesgoso mercado de las ofertas iniciales de monedas (ICO, por sus siglas en inglés). Este mecanismo de recaudación de fondos –en el cual una empresa crea una nueva moneda digital y luego la vende al público– se ha vuelto demasiado grande como para que las cuatro grandes consultoras lo ignoren. Las ICO generaron US$5.600 millones el año pasado, impulsadas por inversiones especulativas, según un informe de la empresa de investigación TokenData y de Fabric Ventures, un fondo de inversión de blockchain.

El aumento ha llamado la atención de los reguladores. China y Corea del Sur prohibieron directamente las ICO en septiembre. La Comisión de Valores y Bolsa de Estados Unidos (SEC, por sus siglas en inglés) emitió citaciones este año como parte de una ofensiva. La semana pasada, la SEC dijo que detuvo una oferta inicial de monedas y alegó que los fundadores “idearon una ICO fraudulenta”. Su presidente, Jay Clayton, dijo en una conferencia el martes que los problemas surgidos en el mercado de las ICO son uno de los dos temas que lo sorprenden y le preocupan (el otro es el fraude con acciones que cotizan a centavos).

Posibles escándalos

Las consultoras pueden ayudar a las empresas a navegar en un mercado proceloso, o podrían verse arrastradas a escándalos. Es por eso que se mueven con vacilación.

“Lo que venimos haciendo es asesorar a algunos inversionistas y algunos clientes sobre qué hacer con una ICO, si deberían lanzar una o no”, dijo Eric Piscini, líder de blockchain para el grupo de servicios financieros de Deloitte Consulting. “Nuestra postura es muy amplia: no quiero decir aversión al riesgo, sino más bien esperar a ver qué pasa con las ICO porque el entorno regulador está cambiando muy rápido”.

La cautela ante las ICO contrasta con la forma en que Deloitte, PricewaterhouseCoopers, EY y KPMG se subieron al carro de blockchain ya en 2012. Escribieron rápidamente informes de investigación y dedicaron personal a la tecnología de blockchain, una especie de hoja de cálculo distribuida que resulta más rápida y segura que los sistemas utilizados por los servicios financieros y otros sectores.

El mercado de las ICO, una ramificación de la manía de las criptomonedas, existe hace años. El concepto primero llamó la atención internacional en 2016, cuando Dao recaudó más de US$150 millones en unos pocos días. Su atractivo pronto mutó en sospecha cuando se interesó la SEC, el primer paso de la entidad reguladora para determinar si las criptodivisas se vendieron como valores. Si bien no se presentaron cargos, el caso sirvió de advertencia al sector.

Desde entonces, el negocio de las ICO ha crecido a buen ritmo; recaudó más de US$500 millones en un solo mes el verano boreal pasado. Telegram Group Inc., una popular aplicación de mensajería encriptada, ha reunido US$1.700 millones hasta ahora en la ICO más grande del mundo, según una presentación ante el ente regulador hecha en marzo. Y dijo que puede buscar otra oferta.

TEMAS


Compra de Bitcoins - Mercado de bitcoin - Bitcoin - Criptomoneda