Telefónica SA elegiría a Alcatel en España para construir una red de alta velocidad

La compañìa otorgará Alcatel-Lucent un contrato para la construcción de su red inalámbrica nacional de alta velocidad mientras recupera a los clientes poseedores de dispositivos móviles que perdió ante operadores rivales.

Alcatel-Lucent, el mayor fabricante de equipos telefónicos de Francia, es el favorito para proveer equipos para la red basada en la llamada tecnología de evolución a largo plazo (LTE, por sus siglas en inglés), señalaron las personas, que pidieron no ser identificadas porque las deliberaciones son confidenciales.

Telefónica planea revelar los detalles de su estrategia de red este mes en el Mobile World Congress de Barcelona, indicó una de las personas. Alcatel-Lucent trepó 4,8 por ciento al precio más alto en más de tres meses. Telefónica podría tener que gastar 300 millones de euros (US$394 millones) para construir la red LTE y cubrir alrededor del 65% del mercado español, tomando como base el monto que invirtió Vodafone Group Plc en Alemania, según dijo Robin Bienenstock, analista de Sanford C Bernstein en Londres.

Telefónica, con sede central en Madrid, busca apuntalar su oferta de Internet en tanto se intensifica la competencia en un mercado nacional debilitado por la crisis de la deuda.

'La LTE va a ser importante, en especial en las zonas rurales' donde la velocidad de descarga puede estar limitada a unos 2 megabits por segundo, explicó Bienenstock.

'No habiendo una cobertura de cable significativa, los clientes inalámbricos de Telefónica se ven amenazados por las velocidades más altas disponibles a través de la LTE, de allí que la compañía tenga que construir una red LTE para evitar nuevas caídas de los ingresos en esas áreas'.

En septiembre, Telefónica anunció que Alcatel colaboraría con la instalación de redes de prueba en Madrid y Barcelona para empresas e instituciones.

El plan era ampliar los servicios de alta velocidad a todos los segmentos del mercado, desde las compañías a los consumidores.

A finales del mes de septiembre, Telefónica tenía 24,1 millones de abonados inalámbricos en toda España, un mercado con una tasa de penetración inalámbrica de 129%, según datos de la compañía de telecomunicaciones española.

 

TEMAS


España - Telefónica