Venezolanos viven en incertidumbre tras paquete económico de Maduro

Incremento de salario mínimo, está entre las medidas.

Carlos Gustavo Rodríguez Salcedo

Un sector de la oposición venezolana convocó hoy a marchas en todo el país para rechazar las medidas económicas que empezaron a funcionar desde ayer y que fueron decretadas por el régimen de Nicolás Maduro.

El paquete de decisiones van desde quitarle ceros a la moneda, incrementar el salario mínimo y devaluar la divisa. Sin embargo, pese a las declaraciones de Maduro, no hay expectativas en que la decisión logre darle un impulso a la economía y ataje la inflación que, según el Fondo Monetario Internacional, llegará a 1.000.000%.

Tres ceros menos a la moneda
Desde ayer, los venezolanos estrenaron una nueva familia de billetes y monedas. El llamado bolívar soberano le quita tres ceros al bolívar fuerte que se venía usando hasta el domingo. Los bancos pararon la mayoría de sus operaciones durante el fin de semana y algunos cajeros en Caracas ya empezaron a emitir los nuevos billetes.

Ayer fue un día no laborable en Venezuela, por orden del Gobierno, por lo que los comercios cerraron a la espera del cambio. “Los anuncios son improvisados e inconsultos y causan incertidumbre”, le dijo a Reuters Carlos Larrazábal, presidente de la Federación de Cámaras Empresariales, Fedecámaras.

Aumento en el salario mínimo
Entre el paquete de medidas de Maduro, también se encuentra el aumento del salario mínimo, que empezará a funcionar a partir de septiembre.

El salario crecerá 36 veces, por lo que cada trabajador pasará a ganar 1.800 bolívares soberanos, que equivalían a 180 millones de bolívares fuertes.

Los empresarios están preocupados en saber si serán capaces de pagar estos precios, pues el salario mínimo de referencia eran cinco millones de bolívares fuertes. “No merece ningún venezolano vivir esta tragedia y que sigan estos incapaces destruyendo nuestra patria!”, dijo el dirigente opositor Henrique Capriles en su cuenta de Twitter.

La devaluación más grande de la historia
Sumado a esto, Maduro también anunció lo que Bloomberg califica como la mayor devaluación en la historia. El régimen venezolano decretó que la tasa de cambio estará anclada al petro, la criptomoneda del gobierno.

Según explicó Reuters, cada petro equivale a US$60 que vale el barril de crudo venezolano y tendrá un valor de 3.600 bolívares soberanos. “Vamos a establecer un solo tipo de cambio fluctuando anclado al petro y fluctuará también con lo que va a ser el mecanismo económico de anclaje al petro”, dijo Maduro el viernes pasado.

En el sistema de venta de divisas oficiales, los pocos dólares que se conseguían funcionaban a una tasa de 248.832 bolívares. Según Capriles, el nuevo precio del dólar que se impuso como referencia, quedó en seis millones de los viejos bolívares, lo que apróxima el nivel al mercado negro de divisas. La oposición ha criticado este hecho porque es un reconocimiento al dólar paralelo que tanto criticó el gobierno de Maduro.

Entre otras medidas, el gobierno anunció que mantendrá el control de precios con el que intenta atajar la hiperinflación y preparará una reforma tributaria que, aunque no detalló, incluye el aumento del IVA.

TEMAS


Crisis Venezuela - Hiperinflación en Venezuela - Hiperinflación - Venezuela - Nicolás Maduro