Visa será el gran competidor de los Juegos Olímpicos – 2012 en Londres

Paula Medina - pmedina@larepublica.com.co

Los restaurantes, tiendas de souvenirs, comercios y hasta los carritos de helados dentro de los parques oficiales de la villa olímpica en Londres, recibirán sólo una tarjeta de crédito a sus clientes: Visa. Quienes no la tengan se verán en aprietos hasta para comprar una botella de agua en Londres la próxima semana.

A los 445 millones de tarjetas de crédito Visa que circulan normalmente en Europa se sumarán las tarjetas de al menos 4 millones de turistas que se esperan para los Juegos Olímpicos 2012 de Londres.

Visa, patrocinador oficial de las olimpiadas desde 1986, contará con el privilegio de ser la única tarjeta que será aceptada en los parques oficiales y en los recintos donde se llevarán a cabo todos los eventos de los Juegos durante siete semanas.

Con esta exclusividad, la compañía busca romper el récord marcado en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, donde los tarjetahabientes de Visa procedentes de otros países gastaron sólo el primer día US$10 millones con sus tarjetas de crédito.

Actualmente, circulan alrededor del mundo 1.800 millones de plásticos Visa, y hay 16.400 bancos en emitiendo tarjetas de la compañía.

Según un estudio económico realizado por la firma, en las semanas del 27 de julio al 12 de agosto se evidenciará un incremento en el gasto del consumidor de al menos €896 millones (unos US$1.098 millones).

En el reporte de impacto económico para los Juegos Olímpicos, Visa asegura que el efecto positivo en la economía británica “será principalmente el resultado de un incremento en la llegada de visitantes extranjeros a Reino Unido”.

A lo largo de las siete semanas de competencias, se espera que los turistas internacionales gasten un total de €847 millones. Esta cifra sería la más alta jamás experimentada en unos Juegos Olímpicos.

“El gasto internacional en Sydney 2000 y Atenas 2004 fue de aproximadamente €400 millones. En Beijing 2008 se estimó en US$159 millones (€111 millones) durante un periodo equivalente a tres semanas”. De acuerdo con el informe, el nivel de gasto más alto esperado en Londres 2012 “puede atribuirse a su ventajosa posición geográfica con respecto a Europa y a costos más elevados”.

A nivel interno, se espera que el gasto de los consumidores británicos se incremente en €52 millones. “Esto representaría la primera vez que en un mercado anfitrión se incrementa el gasto nacional, pues normalmente éste tiende a reducirse durante la celebración de los Juegos”. El informe atribuye este fenómeno al “cambio en la conducta de gasto”, ya que los británicos cambian sus comportamientos tradicionales de gasto durante el verano, contagiándose del “espíritu olímpico”.

Actualmente 14% del gasto del consumidor en puntos de venta en Europa es con tarjetas Visa, y casi el 80% con tarjetas débito de la misma marca.

La opinión

Steve Perry

Director comercial de Visa – Europa
“Los Olímpicos representan una oportunidad fantástica para todo el país. Mientras que Londres será la beneficiaria del gasto inicial, los Juegos serán una vitrina para Inglaterra”.