WTI y Brent reaccionan de manera distinta al trato de la Opep

Las dos referencias más importantes se están comportando de manera muy diferente tras la reunión de la Opep en Viena.

Bloomberg

El crudo Brent retrocede gracias a la promesa de Arabia Saudita de aumentar la producción luego de que un convenio ambiguo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo y declaraciones contradictorias de otros países provocaron un salto de los precios el viernes, mientras que un achicamiento de las existencias está impulsando el West Texas Intermediate. El diferencial entre las referencias para Europa y Estados Unidos se redujo más de 16% este lunes y cayó casi por la mitad en menos de una semana.

Aunque la perspectiva de que la Opep produzca más crudo está afectando el Brent, Goldman Sachs Group Inc. afirma que incluso un gran aumento de la producción generará tan solo un pequeño superávit que dejaría al mercado con poca capacidad sobrante. Las existencias en el centro de almacenamiento más grande de Estados Unidos vienen disminuyendo desde hace cinco semanas, cuando comenzó el pico de demanda del verano boreal. Esos declives podrían acelerarse, en tanto una interrupción en las arenas petrolíferas de Canadá provoca una escasez de suministro en América del Norte, lo que apuntala el WTI, afirmó el banco.

“El diferencial entre el WTI y el Brent está acortándose porque el aumento de la producción de la Opep impacta más sobre el Brent que sobre el WTI”, dijo Hong Sungki, operador de materias primas de NH Investment & Securities Co. en Seúl. “Los stocks en Cushing están vaciándose rápidamente porque el pico de demanda del verano boreal en Estados Unidos aumenta la demanda de crudo de las refinerías y apoya los precios del WTI”.

Precios

Los futuros del Brent para entrega en agosto llegaron a bajar US$1,81, a US$73,74 por barril en la bolsa ICE Futures Europe, y cotizaban a US$74,22 a las 7:40 en Londres. El contrato había avanzado US$2,50 y cerrado a US$75,55 por barril el viernes.

En contraste, el crudo WTI para entrega en agosto cayó solo US$0,17, a US$68,41 por barril, tras avanzar. El contrato había saltado 4,6%, a US$68,58, el viernes. El volumen total operado fue de más del doble que el promedio en 100 días.

Estas distintas reacciones achicaron la prima del Brent de más de US$10 la semana pasada a US$5,81.

El ministro de Energía de Arabia Saudita, Khalid Al-Falih, insinuó un aumento de la oferta real de cerca de un millón de barriles por día luego de que la  Opep adoptara un acuerdo para incrementar la producción. Su intención era tranquilizar al mercado luego de que varios miembros del cártel dijeron que el aumento en realidad sería de solo 700.000 barriles porque algunos países no pueden extraer más.

El acuerdo de la Opep, alcanzado luego de un compromiso de última hora con Irán, constituye una victoria para Arabia Saudita y Rusia, las que habían propuesto aumentar en un principio. La reducción de la producción implementada por el grupo y sus aliados desde el año pasado ayudó a eliminar un excedente global y subió el Brent a US$80 por barril por primera vez desde 2014. Ahora tienen más margen para reaccionar a riesgos de la oferta y moderar los precios en un momento en que las sanciones de Estados Unidos amenazan con perturbar las exportaciones de Irán y Venezuela.

TEMAS


OPEP - Brent - WTI - Arabia Saudita - Rusia - Venezuela - Petróleo