Cinco mitos y cinco verdades sobre el consumo de dulces en niños y adultos

Los dulces son considerados fuente de energía ‘rápida’.

César D. Rodríguez Flórez - cdrodriguez@larepublica.com.co

Hace unos días Guinness World Records anunció que el japonés Masazo Nonaka es actualmente la persona del género masculino más anciana del mundo, con 112 años y 259 días.

Según publicó la autoridad mundial en récords, a Nonaka le encanta ver la televisión y leer periódicos mientras está en casa con su familia, así como disfrutar de las aguas termales en el Bed & Breakfast, propiedad de su familia.

Sin embargo, entre los pasatiempos y gustos favoritos sobresale uno en especial: comer dulces y pasteles, productos que a su avanzada edad no ha dejado de consumir, y que según él, no le representan ninguna afectación a su salud, por lo cual LR realizó un recuento con mitos y verdades sobre la ingesta de estos alimentos.

Aceleran la aparición de caries (falso)
Según la nutricionista Adriana Ruiz, coordinadora del programa de salud y bienestar Equilíbrate Sodexo, esto “es un mito, finalmente la caries es algo que da mucho más por la mala higiene bucal que tenga la persona, el cepillado de dientes después de las tres comidas es fundamental para evitarlas. Es algo que va más ligado a ese tema que al consumo de dulces”.

Consumo en exceso causa sobrepeso (verdadero)
“Hay una gran variedad de dulces, cuyo valor nutricional puede variar dependiendo de los ingredientes que estos tengan”, manifestó Lina María Valencia, nutricionista de Colombina, quien recalcó que “consumidos de manera responsable y con moderación, traen beneficios para el consumidor”, pero en caso de hacerlo en exceso sí se expone a sufrir de sobrepeso. 

Dejarlos de comer evita y previene enfermedades (falso)
Adriana Ruiz recalcó que “a veces se dice que eliminar el dulce evita que sufra de diabetes o de sobrepeso, pero realmente si se tiene un balance no implica que se padezca o no”. Lo que sí es necesario aclarar, según Lina María Valencia, “es que los adultos deben moderar más su consumo de dulces en comparación con los niños, pues el gasto energético de este grupo es menor”, dijo.

Chocolate influye en estado de ánimo (verdadero)
“El chocolate tiene una función diferencial en el cerebro, teniendo en cuenta que produce neurotransmisores que, mezclados con los componentes del azúcar, generan una sensación de bienestar en el cuerpo”, manifestó Ruiz. Al contar con ambos componentes, la profesional en nutrición recalcó que es importante moderar su consumo en personas que padezcan de diabetes.

Produce hiperactividad en los niños (falso)
Los expertos en nutrición coinciden en que cuando los niños comen dulce y se ponen enérgicos es porque generalmente están en una celebración y el ambiente es lo que los lleva a estar así. No obstante, “en los niños se aprovechan más otros nutrientes como grasas y proteínas presentes en dulces tipo chocolate, helados o galletas. Por eso son una fuente ‘rápida’ de energía”, dijo Lina Valencia.

LOS CONTRASTES

  • César Caicedo Presidente ejecutivo de colombina

    “Los dulces se tienen que entender por lo que son, una golosina o un postre que se debe comer ocasional y moderadamente”.

Consumo de noche no es bueno (verdadero)
Según Sandra Pérez, nutricionista deportiva de Bodytech, se debe evitar el consumo de noche, “teniendo en cuenta que son carbohidratos de fácil asimilación para el cuerpo y se pueden convertir en grasa corporal mientras se duerme”. Sin embargo, “se calcula que en Colombia el aporte de los dulces a la ingesta calórica no llega a 1%”, dijo César Caicedo, presidente ejecutivo de Colombina.

Azucar morena es más saludable que la blanca (falso)
“A veces la gente piensa que el azúcar morena tiene menos calorías que la blanca, pero en calorías son casi iguales, no hay una diferencia importante entre esas dos”, manifestó Adriana Ruiz. A su turno, Pérez, manifestó que los dos tipos de azúcar “tienen las mismas propiedades, la morena tiene melaza, lo que implica que tenga más proteína, pero no calorías”, explicó.

Chocolate negro es más recomendado (verdadero)
Los profesionales en la salud aseguran que el chocolate negro o el amargo es el de mejor calidad, e incluso es el que más se recomienda consumir por sus propiedades. Sin embargo, como en el resto de casos, se debe comer con moderación. “Se puede consumir un dulce diario en porciones pequeñas, por ejemplo: una trufa o una pastilla de chocolate”, apuntó Lina María Valencia.

Hay un dulce para cada edad (falso)
“Creo que todos seguimos siendo ‘niños’ cuando de comer dulces se trata. Su consumo no conoce edad”, manifestó el presidente ejecutivo de Colombina, quien recalcó que el único factor diferencial entre niños y adultos es la cantidad de dulce que se debe consumir, pues “el gasto energético de los adultos es menor, pero no hay una división de dulce como tal”, señaló la nutricionista de la empresa.

La ingesta trae varios beneficios (verdadero)
“Los dulces se clasifican en el amplio grupo de los carbohidratos, y por eso son una fuente ‘rápida’ de energía, pues en la mayoría de los casos se absorben muy fácil hacia la sangre. Está muy ligada también la sensación de bienestar a través del sabor, que ha estado ligado a la sensación de placer desde hace muchos años”, manifestó Lina María Valencia, nutricionista de Colombina.

TEMAS


Gastronomía - Cultura - Salud - Entretenimiento