Con tan solo 19 años de edad, Kylian Mbappé es la nueva joya del fútbol mundial

Reuters

En el PSG ya festejó 21 goles y dio 14 pases para gol, para ganar la Liga y la Copa de la Liga

Colprensa

Cuando la Selección de Francia se coronó campeona de la Copa Mundial que organizó su país en 1998, el 12 de julio, una argelina radicada en la localidad de Bondy, jugadora profesional de balonmano, tenía cerca de cuatro meses de embarazo.

Fayza Lamari vivía junto con un inmigrante camerunés, Wilfried Mbappé, entrenador de fútbol y maestro, quienes el 20 de diciembre de ese 1998 recibieron como regalo de Navidad a Kylian, el primer hijo de su unión, aunque con ellos ya vivía Jires Kembo, hijo adoptivo de los Mbappé.

Nacido en familia de deportistas, con su mamá destacada en la posición de derecha de balonmano y su papá un formador de jugadores menores de 15 años, Kylian recibió la vocación familiar y el talento del ADN atlético, que fortaleció con la disciplina inculcada por sus padres, quienes le ordenaron como requisito terminar el colegio si quería seguir jugando fútbol.

Así lo hizo Kylian, a los 18 terminó su bachillerato con énfasis en ciencia y tecnología, cuando ya se dedicaba de lleno al fútbol, cuando iniciaba su segunda temporada con el Mónaco francés, a pesar de tener ofertas de Chelsea y Real Madrid, en una elección familiar.

Sus padres lo han llevado por un camino discreto, como propietarios de sus derechos deportivos y, según Clarín de Argentina: “la carrera de Mbappé es gerenciada por ‘Verheyden&Cognard, un bufete de abogados especializado en contratos deportivos”, porque sus padres quieren alejarlo de agentes y empresarios.

Cuando terminó el colegio, toda su familia se radicó cerca de Mónaco para estar junto a él, para ver su proceso que ha sido corto, que no ha completado tres años como profesional y ya brilla, siguiendo el ejemplo en el club del principado de un colombiano, del capitán y emblema de la Selección Colombia: Radamel Falcao García.

“Soy el jugador con más suerte porque empecé mi carrera jugando al lado de un gran goleador como lo es Radamel”, dijo Kylian en una entrevista al final de su segunda temporada en 2016-2017, cuando con el Mónaco y junto con Falcao, ganaron la Liga de Francia y llegaron a semfinales en la Liga de Campeones de Europa.

En esa temporada, la primera oficial como titular junto a Falcao, Mbappé marcó 26 goles, dio 14 asistencias y jugó 44 partidos, con sólo 17 años de edad, cuando todavía no había terminado el colegio, cumpliendo los 18 en diciembre de 2016 y sacando la licencia de conducción para concluir la temporada, Kylian se mostraba como la gran promesa del fútbol francés.

En agosto de 2017 fue cedido a préstamo por el Mónaco al París Saint Germain, con una cláusula de opción de compra por 180 millones de euros y en el PSG ya festejó 21 goles y dio 14 pases para gol, para ganar la Liga y la Copa de la Liga. Tiene dos ligas consecutivas con dos clubes diferentes.

Con 19 años de edad llegó al Mundial de Rusia como una joven promesa, pero con mucho por demostrar, algo que con el pasar de los partidos lo ha hecho con creces, porque en el segundo juego contra Perú marcó el gol de la victoria y fue elegido el Mejor Jugador del partido, distinción que repitió en los octavos de final, cuando no se amedrentó de tener a Messi en frente y con dos goles mandó a Argentina para la casa, por la puerta de atrás y como el mejor de los 90 minutos.

Por sus 19 años de edad, los expertos lo comparan con Pelé y de hecho puso un registro que lo acerca, porque 60 años después de que Pelé se convirtiera en el cuarto jugador menor de 20 años en marcar más de un gol en un partido de la Copa Mundial, Kylian pasó a ser el quinto.

Y como Pelé fue determinante con 17 años de edad para el título de Brasil en 1958, Mbappé lo fue con 19 años de edad para Francia este domingo contra Croacia, para escribir una nueva página de la historia del fútbol mundial y ser considerado como la nueva joya del fútbol mundial, candidato a Balón de Oro y a ser el fichaje que todos quieren en este verano.

TEMAS


Mundial de Rusia 2018 - Rusia - Kylian Mbappé