‘El Grito’ de Munch es la pintura más cara de la historia, tras la subasta de Sotheby’s

Iván Bernal Marín - ibernal@larepublica.com.co

La obra maestra de Edvard Munch, ‘El Grito’, le arrebató a Picasso el título de la obra de arte más costosa de la historia. La pintura fue rematada en US$120 millones en Sotheby`s, con lo cual estableció un nuevo récord como la pieza artística más cara vendida en una subasta.

En términos económico-artísticos, se puede decir que el expresionismo le ganó una batalla crucial al cubismo. 'El Grito' de 1895 -una de las cuatro versiones de la obra del pintor escandinavo, vendida por el empresario noruego Petter Olsen- eclipsó el récord de subasta que ostentaba la pintura de Picasso 'Desnudo, hojas verdes y busto', de 1932, vendida hace dos años en 106,5 millones de dólares en Christie`s.

La subasta de arte impresionista y moderno de Sotheby`s contó con las mejores obras de Picasso, Dalí y Miró, pero el trabajo de Munch fue la estrella en una sala de ventas repleta de coleccionistas y distribuidores.

El oferente que finalmente se quedó con la icónica pieza no fue identificado. Según informó la agencia Reuters, se había calculado que la vibrante obra recaudaría unos US$80 millones. Pero dos postores que competían mediante llamadas telefónicas se alzaron entre un grupo inicial de siete, y en pujas que tomaron 15 minutos elevaron el precio final a 107 millones, o 119,922 millones incluida la comisión.