La agricultura colombiana está; lunanca

Hernando A. Pabón

Si, lunanca. Según la Academia, lunanco es un cuadrúpedo, que tiene un anca más corta que las otras y por esto cojea. En medio de todos sus riesgos la agricultura siempre tiene un anca que es muy corta; su nivel tecnológico. De esta forma el cuadrúpedo, ahora llamado locomotora, no pude moverse, ni mucho menos jalar la economía de nuestro país agrícola.

‘El presupuesto debe equilibrarse, el Tesoro debe ser reaprovisionado, la deuda pública debe ser disminuida, la arrogancia de los funcionarios públicos debe ser moderada y controlada, y la ayuda a otros países debe eliminarse para que Roma no vaya a la bancarrota. La gente debe aprender nuevamente a trabajar, en lugar de vivir a costa del Estado.’ Año 55 A .C.Curiosamente es la teoría más antigua aplicada al capitalismo moderno, ahora se enseña como globalización, apertura, libertad de mercado, competencia de mercados, no proteccionismo y en últimas, búsqueda de posición dominante, diferenciación y valor agregado o añadido, donde el poder del conocimiento debe dominar y diferenciar para ganar.Gran parte de estos modelos y desde Cicerón, no funcionan para la agricultura de sustento ni de negocio en países como el nuestro. La agricultura esta lunanca por falta de apoyo público y privado en el paquete tecnológico, lo que se convierte en ser el sector con menos rentabilidad comparativa, debido al altísimo y permanente riesgo por imponderables bióticos, abióticos y de asimetría económica entre compradores y vendedores.La agricultura colombiana desde siempre ha estado y sigue lunanca, pues a pesar de sus evidentes ventajas comparativas y el sustento económico directo a cerca del 27% de nuestra población, debería no solo alimentar a todos los colombianos, sino tener un excedente importante de exportación de materias primas y de procesados para aprovechar a los compradores del primer mundo, pero con rentabilidad. Nuestra gran oportunidad: ‘el primer mundo, no puede autoabastecerse de todos los alimentos necesarios en todos los meses del año’: FAO.En agricultura, la rentabilidad no es solamente la diferencia entre el costo y el precio de venta, cuando se trata de producción de alimentos con los imponderables bióticos y abióticos el paquete tecnológico juega un papel vital, mientras el costo beneficio de cada insumo, agregue valor para obtener el mejor producto en calidad y en la cantidad suficiente por unidad de área, se podrá, demostrando el valor agregado, conseguir una adecuada rentabilidad.El mejor y mayor subsidio que puede tener nuestra agricultura, para competir, desde nuestra desfavorable y limitada emergencia, con los países compradores de alimentos ya desarrollados, es un paquete tecnológico amigable ambientalmente, económicamente sostenible y acorde con el último estado del conocimiento, para cada sistema agronómico explotable. Todo tipo de agricultura, desde la de precisión hasta la ecológica pasando por la convencional, requiere un paquete tecnológico eco-económico, lo que no significa volver a lo primitivo. Merece la aplicación de biotecnología, precisión, computarización, protección y nutrición de cada cultivo, acorde con los umbrales económicos y utilizando integración e innovación de métodos. Todo desarrollo agro-tecnológico debe ser zonal por especie, adaptando experiencias foráneas a las innovaciones colombianas y creatividad con necesidad local. Tenemos más de 7 millones de hectáreas, hasta ahora inutilizadas, para hacer rápidamente todo esto y como siempre estamos lunancos.

TEMAS


Colombia